El aromático y  sabroso  mundo de las especias

http://hoy.com.do/image/article/336/460x390/0/8863B3B8-2DD0-4F6D-8535-4AA456B99E3A.jpeg

¿A qué sabría una carne sin un poquito de pimienta, un chocolate sin canela o un morito de habichuelas sin orégano? Definitivamente  no sería   igual.  Y es que las especias ayudan a acentuar el sabor de  los alimentos. 

Sin embargo, su uso trasciende la mera función de sazonar, pues estas son elementales para preservar los alimentos.

Esto se debe a  su gran capacidad para potenciar el sabor,  que  permite que se consigan grandes efectos aromáticos y sabrosos en los alimentos con cantidades muy pequeñas.

En diversos platos
Aunque el valor  nutritivo no es su fuerte, pues es casi nulo, no debe prescindir de las especias   a la hora de cocinar, pues utilizadas adecuadamente enriquecerán  sus platos dotándolos de color y aroma y potenciando los sabores.

Claro está, la calidad y el valor aromático de las especias dependen de su origen, frescura y conservación.

Las especias son aromáticas y no solo mejoran el sabor de los alimentos, sino que además ayudan a  una digestión adecuada y favorecen la transformación de los mismos.

Además poseen importantes cualidades terapéuticas que son un aliciente más para su uso. Cada una aporta un beneficio diferente a nuestro organismo en función de sus características individuales.

Como sucede con tantas cosas, se deben usar con moderación, ya que el abuso de ciertos condimentos o especias (picantes o ácidas) puede ocasionar daños a la salud.

Su conservación es muy sencilla. Basta con guardarlas en un sitio fresco y oscuro, en frascos herméticos para que no pierdan las propiedades que las hacen tan atractivas.

Sin embargo, aunque  pueden conservarse durante años, lo mejor es no guardarlas más de 3 ó 4 meses con el fin de obtener mejores resultados.

Motivo del “descubrimiento”
Las especias tienen el lujo de ser uno de los pocos condimentos que han hecho que cientos de hombres atraviesen los mares y lleguen a  “un nuevo mundo”: como recordarán, este fue uno de los motivos que impulsó el viaje de Cristóbal Colón.

Por las especias se abrieron nuevas rutas terrestres y marítimas. Colón, que pretendía llegar a las “Indias de las Especias” por mar, para  evitar la intermediación costosísima de los árabes, quienes controlaban entonces las rutas terrestres, accidentalmente y sin saberlo, “descubrió” el Nuevo Mundo. Pocos años más tarde, también en busca de especias, Vasco de Gama abre una nueva ruta bordeando África por el Cabo de Buena Esperanza y consigue arribar a las “Indias de la Especias” (Islas Molucas).

Quizás el motivo de que fueran codiciadas en el mundo antiguo se deba a las características que se les atribuían, pues existía la creencia de que poseían propiedades mágicas, afrodisíacas y curativas.

En la actualidad, su uso más frecuente es el culinario, algo que le debemos a los romanos, que fueron los primeros que le dieron este fin, aunque también las emplearon como perfumadores de ambiente.

El valor de las especias

Muy apreciadas
Desde los tiempos más remotos, las especias y las hierbas aromáticas fueron para el hombre medicina, condimento y objeto de uso en ritos religiosos y mágicos. Tal era el valor de éstas, que en citas del Antiguo Testamento aparecen participando junto al oro y las joyas, en regalos de reyes. Fueron empleadas en sustitución de moneda. Con ellas se pagaron rescates de ciudades conquistadas. La posesión de las islas y territorios productores de especias significó poder y riquezas para quienes comerciaban con ellas y controlaban su tráfico. Fue así como árabes, fenicios, venecianos, portugueses, españoles y holandeses vivieron su mayor esplendor cuando, sucesivamente, consiguieron monopolizar esta actividad.

Zoom

Azafrán
Se utilizan los estigmas secos de la planta, que se venden tanto en hebras como en polvo. Esta especia, históricamente una de las más caras, se utiliza para dar sabor y color a platos como la paella, el arroz a la milanesa, así como a mariscos y pescados.

Curry
El polvo de curry es una mezcla de entre 16 y 20 especias, siendo las principales cúrcuma, canela, clavos, cilantro, comino, jengibre, mostaza, pimienta roja y negra, y alholva. El más picante y fuerte es el curry de Madrás. Es un condimento fundamental en la cocina de la India y el Asia Sudoriental, y también se utiliza en el Caribe.

Anís estrellado
Una de las primeras especias que se conocen desde la antigüedad. Sus semillas forman parte de tartas y con ellas se producen licores como el ouzo griego, la mastika búlgara y el anís. Las hojas frescas son ideales para aromatizar platos de carne.

Albahaca
De ella se utilizan sólo las hojas, y se puede consumir fresca, seca o congelada. Se utiliza tradicionalmente en la cocina mediterránea para platos en los que el tomate es un ingrediente destacable. Combina también de maravilla con los platos de huevos, y prueba a echar un pellizco en la masa de la base de pizza. Es la base de la famosa salsa pesto.