El Buzón
Labor de Salcedo

Señor director:
Cuando veo cómo ha desaparecido el problema de la basura en el Distrito Nacional, sin que esto quiera decir que no pueda haber una que otra calle con desperdicios; cuando veo los parques llamados “canquiñas”, donde adultos y niños juegan, descansan y se divierten;  cuando veo los espacios verdes y las isletas en distintas calles y barriosl, me convenzo de que el señor Roberto Salcedo está haciendo una gestión municipal que yo califico de muy buena.

Ahora   esperamos que él haga realidad su promesa de iluminar las principales calles de la ciudad  como El Malecón, la 27, la Luperón, la Independencia, la Bolívar, la Mella, la Duarte, los alrededores de los puentes sobre el río Ozama. Cuando eso ocurra, veremos cómo los crímenes y la inseguridad serán menores.

Ojalá que el síndico  no se canse o que la politiquería dañe su gestión, hasta ahora muy positiva.

Atentamente,

Silverio Rosario

————————————————-

 

Iglesias y transparencias

 

Señor director:

A veces creo que las iglesias cristianas son muy exigentes con los gobiernos y con la sociedad en general. Estas exigencias uno las encuentra en sus sermones y homilías y en sus frecuentes pronunciamientos, sobre todo de sus líderes, sacerdotes, obispos y pastores.

Pero las iglesias deben poner los ejemplos, deben, como decía Eugenio María de Hostos, predicar con el ejemplo. Es maestro decía bien predica, quien bien vive. Por ejemplo, las iglesias y sus líderes y voceros  hablan mucho de transparencia y de claridad en el manejo de los fondos públicos, y exigen a los gobiernos que rindan cuenta a la nación. Todo el mundo sabe que en Estados Unidos las iglesias tienen que rendir cuenta como cualquier institución pública o privada. Pero aquí no, y ya sabemos que reciben millones de pesos de los gobiernos y de los feligreses. Tanto la católica como las evangélicas.

Atentamente,

Melanio Veloz Castillo