El capítulo oculto de la crisis Rusia-Ucrania

El capítulo oculto de la crisis Rusia-Ucrania

Violó Rusia el derecho internacional al ocupar Crimea? Si, como también fueron violaciones la invasión a Irak, a Afganistán, las sanciones unilaterales, el bombardeo de Serbia por la organización “defensiva” de la OTAN. Moraleja: el mundo siempre estará en peligro en tanto unos se sientan facultados para violar la ley internacional que, incluso, ellos mismos ayudaron a establecer.

Tensión mundial por una guerra vaticinada desde Washington y desmentida en Rusia y en Ucrania. Buena estrategia, para aducir que ellos la evitaron. Vivimos en un mundo donde la mentira la convierten en verdad. Políticos, periodistas y analistas hablan con soltura de “antecedentes” de la crisis, comenzando por el capítulo II ignorando el capítulo I.

En 2013 se produjeron manifestaciones en Ucrania a favor de la adhesión a la Unión Europea reprimidas violentamente. Ante la gravedad, se reunieron Ucrania, Rusia, la Unión Europea y EEUU acordando reducir el mandato del presidente ucraniano, electo democráticamente en elecciones reconocidas justas, y celebrar nueva elección en seis meses.

Regresados todos a casa se dio un golpe de Estado por dirigentes abiertamente fascistas que reprimieron a sangre y fuego las protestas por el golpe. Los golpistas fueron inmediatamente reconocidos por europeos y estadounidenses. Se burlaron de Putin. Políticos y medios europeos y norteamericanos denunciaron la ejecutoria fascistoide de los golpistas (consulten Internet) quienes prohibieron el uso del idioma ruso, hablado por una enorme proporción de la población rusa o de origen ruso.

Crimea fue rusa hasta 1954 cuando fue transferida a Ucrania, sin objeción por ser dentro de un mismo país: la URSS. Los fascistas amenazaron a Crimea donde 90% son rusos o de origen ruso. Rusia ocupó la península y realizó un referéndum donde 97% votó volver a Rusia. Moscú oficializó por ley la “absorción”. Ante las críticas, Putin enrostra que algo parecido hicieron cuando separaron la provincia de Kosovo de Serbia independizándola; 30 años después más de 100 naciones no reconocen Kosovo.

En 2015, Francia, Alemania, Ucrania y Rusia acordaron dar estatus de autonomía, dentro de Ucrania, para las regiones separatistas prorrusas, acuerdo ahora ignorado por Kiev que, contrariamente, amenazaba con atacar hasta que Rusia concentró fuerzas en la cercanía.
Lógicamente, China se preocupa por una posible guerra en sus fronteras. Muchos recuerdan Corea.

El mundo cambió, tengan todos seguridad y dennos tranquilidad.

Publicaciones Relacionadas