El desarrollo humano a largo plazo

El índice de desarrollo humano se construye con 4 indicadores. Tres no varían en el corto plazo, (esperanza de vida al nacer, expectativa de escolaridad de un niño o niña de 7 años,  escolaridad promedio de una persona de más de 25 años); y un cuarto, el Ingreso Nacional Bruto  real (INB) por habitante cambia de año a año. El análisis del IDH en el tiempo debe ser a largo plazo, comparando entre países, determinando la ubicación, las distancias y el nivel de aprovechamiento de los recursos entre países.

Para el análisis de largo plazo no se pueden comparar los IDH publicados en informes de años anteriores con el dato del año siguiente porque los datos mejoran, puede cambiar el método de cálculo (en 2010) y porque cambian los valores de referencia para los límites del índice.

Así, comparar la posición de RD en 2010 con la de 2011, indicaría una pérdida de 10 posiciones (de 88 a la 98), lo cual sería un error de interpretación del dato.

¿Cómo comparar en el tiempo? Hay que construir una serie para cada indicador a partir de los países que se repiten en todos los años bajo estudio. Esto es 1980-2011 y son 105 países los que se repiten. De esos datos se puede concluir:

1) El IDH de RD está por debajo de América Latina entre 1980 y 2011, aunque la distancia promedio se acorta hasta la década del 2000, a partir de ahí, la diferencia prácticamente se estanca con una ligera tendencia a ampliarse.

2) El IDH de RD acorta distancia y supera el IDH promedio mundial hasta el 2000. Pero en la primera década del 2000 la distancia se estabiliza.

3) En los ochenta, el 57% de los países registraban un índice del Ingreso Nacional Bruto por habitante superior a RD, sin embargo en los últimos tres años se reduce a la mitad de los países.

Esto es, en materia de ingreso RD mejoró su posición mundial en las tres décadas.

4) Sin embargo, se aleja de la mejor posición en el índice compuesto de salud y educación, pasando de la posición 53-54 a la posición 61 en los tres últimos años.

Es decir, desaprovechó la oportunidad de crecimiento en el tiempo para mejorar el desarrollo humano.

 Ese desaprovechamiento es más intenso entre 2009-2011, cuando el 57% de los países registraban un índice superior en salud y educación a RD mientras que en los ochenta eran el 50% de los países.

En resumen, aceptando los datos que publica el gobierno dominicano como buenos y válidos, hay una marcada tendencia a desaprovechar los recursos disponibles para mejorar el desarrollo humano,  situación que es más aguda en los últimos cinco años.