El DR-CAFTA consolidaría a RD como
principal destino de IED en el Caribe

http://hoy.com.do/image/article/301/460x390/0/717AE183-0214-45C9-9208-997CF30D9462.jpeg

POR MARIO MENDEZ
La República Dominicana se ha convertido, individualmente, en el mayor receptor de inversión extranjera directa (IED) en la región del Caribe y Centroamérica, y con la implementación del DR-CAFTA ese rol protagónica podría afianzarse.

Según informaciones ofrecidas en una presentación del secretario de Económica,  Planificación y Desarrollo, ingeniero Temístocles Montás, aunque en el quinquenio 1991-1995, Trinidad y Tobago y Costa Rica recibieron recibieron mayores flujos de IED que la República Dominicana , en término promedio  anual, eso cambió en los quinquenios 1996-2000 y 2001-2005, cuando  el país se convirtió en el mayor receptor individual de IED en la región de Centroamérica y el Caribe.

De acuerdo a lo planteado en la presentación del ingeniero Montás,  por cada 2  dólares que ingresan a Centroamérica, el país capta uno. Asimismo, captura uno de cada tres dólares que ingresan como IED a  la subregión de el Caribe.

Se explica en la presentación que este patrón fue similar  al que se observó durante la década de los noventa. Esto evidencia la preeminencia del país como receptor de IED en en la región.

Igualmente, se indica que en la década de los setentas, el promedio anual de la IED en la República Dominicana fue US$ 55 millones; en la década de los ochentas el promedio  se situó en en US$ 68 millones; y en los noventas el promedio el promedio escaló a los a los US$ 382 millones. En el quinquenio 2000-2005, el promedio anual de la IED en la República Dominicana fue US$ 916 millones.

El stock de IED en la República Dominicana se incrementó  de  572 millones de dólares en 1990 a a 1,673 millones en 2000,  pasando a  ser 5,229 millones de dólares en 2005, mayor que el de Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua. Según la presentación de Montás, la IED se ha convertido en una fuente estable de ingreso para para la República Dominicana con una tasa de crecimiento promedio anual de 13.9%  durante los años 2000-2005.  Durante esos años, ha representado entre el 2.58%  y el4% del PIB.

En el 2005, la IED representó el 19.4% de la formación bruta capital. En cuanto al impacto de la IED en la economía dominicana, Montás plantea en su presentación que ha contribuido a dinamizar las exportaciones y  a transformar la base exportadora del país.

Implicaciones del DR-CAFTA:

Los cambios que traerá el DR-CAFTA contribuirá a aumentar las inversiones extranjeras directas, ya que el país se convertirá en un destino más atractivo para los capitales externos, según plantea Montás en su presentación.

A esto contribuirán las   transformaciones en el marco  jurídico y clima de negocios, Según explica, el DR-CAFTA va más allá de la típica  consideración del comercio de bienes; promueve una una integración de las  las economías,  así como como transformaciones más profundas con cláusulas que favorecen la creación de un clima de negocios  más propicio para la IED.

Además, señala que el  DR-CAFTA amplía el acceso al mercado de los Estados Unidos y libera los servicios.

A la vez extiende un  acceso reciproco a los productores de Estados Unidos en los mercados de  Centroamérica y rica y Republica Dominicana.

De acuerdo a la presentación señalada, con la implementación del DR-CAFTA la República Dominicana se convertirá en  el país con mayor ventaja  geográfica y económica para surtir al mercado para surtir el mercado de los Estados Unidos.

Además, se plantea que el DR-CAFTA será un dinamizador de las relaciones de España con la República Dominicana en la medida en que empresas españolas utilicen el país como plataforma productiva para acceder al mercado de los Estados Unidos.