El subdesarrollo
afecta salud mental

http://hoy.com.do/image/article/475/460x390/0/618EF5DB-781F-4E3E-961B-15EB3F8A6FEF.jpeg

Como la gran mayoría del pueblo dominicano ha vivido desde hace décadas entre apagones, escasez de agua,  desempleo, desorden en el sistema de salud y en el transporte público… uno puede llegar a pensar que esto es “normal” y que no tiene ninguna consecuencia en la salud mental.  Pero nada más lejos de la verdad. El  psiquiatra César Mella advierte que vivir en un país con tantas deficiencias sociales y económicas aumentan las posibilidades de  padecer trastornos  como   depresión y  ansiedad.

A continuación le explicamos en detalles las repercusiones directas  que, de acuerdo al doctor Mella, tienen las deficiencias sociales en la salud mental del pueblo dominicano.

Efectos psicológicos

La falta de un techo propio 

El hacinamiento, la meta no satisfecha de un hogar propio y el “vivir estrecho y arrimao” constituyen un factor de tensión e irritación en el ser humano.

El desempleo

El carecer de un salario  que le permita resolver sus necesidades básicas hace que muchos seres humanos se sientan desesperados, y en esta desesperación acuden a negocios ilícitos, tales como robos, secuestros, atracos que se pueden complicar y llegar a asesinatos.

El ineficiente sistema de salud

No contar con un buen seguro, o por lo menos con dinero para resolver cualquier emergencia en el plano de la salud, ocasiona ansiedad y mucho estrés, pues las personas temen no poder hacerle frente a esta complicada situación.

La inseguridad ciudadana

Un alto porcentaje de dominicanos indicaron en una encuesta reciente de el periódico HOY que no salen de noche por temores diversos (robos, atracos, asesinatos). Esta respuesta es representativa del miedo y la inseguridad ciudadana que vive este pueblo. Esto se traduce en ansiedad, estrés y mucha intranquilidad. 

Los apagones

Bañarse, estudiar, sostener relaciones sexuales, climatizarse, tomar agua fría, planchar la ropa… parecerían cosas banales de la cotidianidad, pero estas y otras facetas de la vida diaria se ven dificultadas por largos apagones.  ¿Las consecuencias? Irritación, desencanto, inconformidad y mucho malestar.

El  caos en el transporte

La falta de un medio de transporte barato y oportuno, la anarquía vial en los cascos urbanos de las grandes ciudades y una marcada falta de educación vial y ciudadana de peatones y conductores hace que en las horas pico estrés y tránsito sean sinónimos.

El narcotráfico

La influencia del narcotráfico en sectores militares y en el aparato político y judicial pesando a diario en nuestra cotidianidad, sobrecarga a la sociedad dominicana. Le causan disonancia cognitiva (una lucha entre combatir esto y hacer lo correcto, o hacerse cómplice y también enriquecerse). También afecta los valores y la tranquilidad.

Las frases

Doctor César Mella

La gran cantidad de dominicanos que no tiene sus necesidades básicas satisfechas constituye un caldo de cultivo para la violencia, la desesperanza y la  migración hacia el exterior y lo más dramático es que  estudiando y trabajando   es difícil progresar”.