Elección de Amable Aristy Castro en la Liga Municipal

29_11_2015 HOY_DOMINGO_291115_ El País12 A

A principios de enero de 1999, a propósito del interés de la dirigencia de los partidos de la Liberación Dominicana y Reformista Social Cristiano por el control de la Liga Municipal Dominicana (LMD), se produjeron acontecimientos espectaculares, entre los que figura el violento forcejeo del presidente del Senado, Ing. Ramón Alburquerque y el jefe de la Policía Nacional, mayor general José Aníbal Sanz Jiminián, cuando el primero intentó penetrar al local del organismo, en la avenida Winston Churchill. En la trifulca al síndico del Distrito Nacional, Johnny Ventura, le destrozaron la camisa y una decena de congresistas y periodistas resultaron heridos.

Horas antes del enfrentamiento, el secretario de la Liga, Ing. Julio Maríñez, junto al presidente del Ayuntamiento del DN, Fabio Ruiz, y una veintena de dirigentes y simpatizantes del PRD ocuparon el local de la entidad, donde permanecieron por tres días. Cuando Alburquerque y otros senadores perredeístas trataron de llegar al interior de las instalaciones de la Liga, donde estaban sus compañeros, se produjo el forcejeo con los policías, donde el senador lanzó la famosa arenga que 16 años después se mantiene incólume en el sentir de los dominicanos:

“Entren to’ Coño”. En la mañana del 26 de enero, día fijado para la elección del secretario general, en un hotel de San Pedro de Macorís, el sector oficial juramentaba al senador por La Altagracia, Amable Aristy Castro, en un acto encabezado por el secretario de Interior y Policía y presidente exoficio del Comité, Dr. Ramón Andrés Blanco Fernández, y el vicesecretario de la LMD, Ing. Orlando Contreras. Los delegados municipales a esta sesión permanecieron confinados en el hotel durante tres días previos a la asamblea. Mientras en Santo Domingo, Julio Maríñez y seguidores abandonaban el local de la LMD, hasta el hotel El Embajador, donde celebraron su asamblea, y lo escogieron como secretario del organismo, con la participación de delegados de 115 ayuntamientos. Se dijo que tanto Maríñez como Aristy Castro modificaron a su conveniencia el reglamento interno de la Liga en lo relativo a la cantidad de representantes municipales con derecho a votar.

Después de la elección de Aristy Castro, Blanco Fernández recibió una llamada del presidente Leonel Fernández, donde sugería la conveniencia de que se suspendiera la asamblea, a fin de buscar consenso para que la escogencia del nuevo secretario se realizara de manera pacífica y moderada. El secretario de lo Interior, luego de recibir la sugerencia del mandatario, pasó el teléfono al Dr. Euclides Gutiérrez Félix, quien respondió textualmente al jefe del Estado:

“Presidente, con todo el respeto, este es un hecho irreversible… Aristy Castro, ya fue proclamado a unanimidad secretario de la Liga y no hay vuelta atrás”.

Amable tomó posesión en horas de la tarde del 27 de enero en una breve ceremonia efectuada en el edificio de la Liga, donde las fuerzas policiales mantenían un rígido control en la entrada del local. El acto lo encabezó el secretario Blanco Fernández, con asistencia de la alta dirigencia reformista.

Mediación de Agripino. Las movilizaciones de tropas policiales y los constantes enfrentamientos con miembros y simpatizantes perredeístas, ocurridos días antes de la asamblea de municipios, motivó que el rector de la Madre y Maestra, monseñor Agripino Núñez Collado convocara a las tres principales fuerzas políticas (PLD, PRD, PRSC), a fin de buscar una salida consensuada a la situación. Ç

Todos coincidieron en que no debía crearse una tragedia nacional por el asunto de la Liga Municipal Dominicana.

“Los tres partidos buscan evitar enfrentamientos lamentables durante la asamblea de municipios programada para mañana”, declaró Núñez Collado a la prensa el día 25 de enero. Y agregó que la “posposición de la asamblea está sujeta a la aprobación de los máximos líderes de cada partido, siendo el primero en acoger la propuesta el doctor Enmanuel Esquea Guerrero, presidente de PRD”.

Horas después del acuerdo primario de los tres partidos, Núñez Collado advirtió que el país se encaminaba hacia una confrontación, debido a que parte del liderazgo político nacional le ha dado la espalda a la concertación. El rector de la PUCMM reveló que “en la mañana de ayer, 25 de enero, los tres partidos habían llegado a un acuerdo y solo faltaba reunirse en la tarde para ratificarlo, pero el PLD informó que los reformistas Quique Antún y Johnny Jones anunciaron que celebrarían la asamblea de municipios hoy día 26, en San Pedro de Macorís”.

Por su parte, el presidente en funciones del PRD, Tony Raful, acusó al presidente del PRSC, Dr. Joaquín Balaguer, de asumir una posición “dura” en la solución del conflicto y de mantener invariable la decisión de celebrar la asamblea donde se escogería a Aristy Castro. Raful dijo que “la propuesta del PRD de aplazar la asamblea de municipios hasta llegar a un acuerdo, fue aceptada por los dirigentes de las otras dos principales organizaciones políticas, pero que no se pudo materializar por la oposición del expresidente Joaquín Balaguer”.