Embajador ve ola de crímenes reduce
flujo turistas Alemania

http://hoy.com.do/image/article/35/460x390/0/A180CFE2-D7FA-4476-92F5-838AB9E70A03.jpeg

ARIDIO PERDOMO
COSTA DORADA, Puerto Plata.- El embajador de Alemania, Karl Kohler, declaró aquí que el flujo turístico de su país hacia la República Dominicana ha descendido en los últimos tiempos, debido al temor que sienten los alemanes por la ola de criminalidad  existente aquí.

  Kohler dijo que los reportajes que se difunden sobre los frecuentes atracos y asesinatos que ocurren en este país, están provocando que los ciudadanos de Alemania sienten mucho miedo a la delincuencia.

  Expresó el diplomático germano que por esta razón, muchas personas que tienen deseos de venir a la República Dominicana se abstienen de hacerlo, por temor a ser víctimas de esos hechos de violencia.

  Sin embargo, se mostró esperanzado en que esos tiempos difíciles sean superados, y los alemanes dejen sentir miedo de vacacionar en este país.

  El pasado miércoles dos encapuchados provistos de ametralladoras Uzi asaltaron un autobús repleto de turistas norteamericanos que viajaban por la carretera que conduce a la comunidad de Villa Elisa, del municipio de La Isabela, y los despojaron de dinero, prendas, cámaras y otras efectos valorados en miles de dólares.

  Los asaltantes obligaron al conductor a detener el vehículo en el que viajaban los vacacionistas estadounidenses, y luego de abordarlo, encañonaron a los visitantes y procedieron a robarles todo el dinero y los objetos de valor que llevaban consigo.

  El embajador informó que habló con el fiscal del distrito judicial de Puerto Plata, licenciado Félix Alvarez, quien le informó que en este destino turístico se está luchando contra la delincuencia.

  Kohler expresó que desea que esas acciones sean efectivas en todo el territorio nacional, para que los alemanes vuelvan a visitar la República Dominicana, “que es un país muy hermoso”.

  Asimismo, el embajador Kohler señaló como otra causa de la caída del flujo turístico de su país a la gran competencia que existe en el Caribe, para captar el mayor número de turistas del mercado germano.

  Consideró que el hecho de que los grandes complejos turísticos nacionales funcionen como gettos hacen que los turistas se sientan, aunque tengan todo el confort imaginable, como prisioneros.

  Explicó que para el turista moderno las vacaciones son como una aventura, y planifica cada día lo que va a hacer y lo que va a comer, a fin de evitar la monotonía y hacerlas más emocionantes.

  Indicó que por esa razón el sistema todo incluido les resulta poco atractivo, por lo que recomendó que se “reinvente” la hotelería nacional, dotándola de otras alternativas más atractivas.

  “Hospedarse en un hotel del Caribe es como un sueño, pero el todo incluido está convirtiéndolo en un sueño muy aburrido, porque impide al turista la posibilidad de encontrarse con gente distinta a la que labora en el hotel”, subrayó.

  Kohler afirmó que los hoteles que no son todo incluido son mucho más atractivos para los alemanes, y los destinos que tienen este sistema tienen mejor futuro en Alemania.