Emilio Lapayese – En sólo cien palabras

Hay una evidente frustración acumulada que pesará en las elecciones más que las adhesiones tradicionales.

Expertos hablan del voto duro como si la gente nunca se desengañase.

Ahora votarán más en contra que a favor.

Ninguno suscita entusiasmos, todos provocan desconfianza.

Parecemos condenados a elegir al menos perjudicial, no al mejor.

La fuerza de Leonel está en la frustración causada por el PRD reeleccionista. A la inversa de hace cuatro años.

Las nóminas públicas apenas llegan al 20% de los hogares dominicanos. Aproximadamente, el mismo 20% que respaldaría la reelección.

Malos ambos, ¿cuál es peor?

El que más daño hizo.