Emilio Lapayese – En sólo cien palabras

No es la primera vez.

Médicos militares volverían a demostrar que solos no pueden resolverlo todo.

Este desastre hospitalario es suficiente para invalidar cualquier aspiración reeleccionista.

El ministro demostró reiteradamente su incapacidad.

Atribuye a malquerencia de ciertos periódicos los reportajes estremecedores sobre nuestro alucinante “sistema” sanitario.

Ahí estén las colecciones fidedignas de El Caribe y HOY.

Prometió en vano renunciar a si no regularizaban en enero las asignaciones económicas. No renunció.

Llegó a declarar que no le importaba determinado masivo contagio sino su morbilidad.

No es verdad que el Estado carezca de recursos para hospitales y sueldos.

Hubo para Panamericanos.