EN EL PALACIO

MANUEL JIMÉNEZ
m.jimenez@hoy.com.do
El bulto de los reporteros acreditados se distingue a leguas en uno de los pasillos centrales de la segunda planta del Palacio Nacional, casi siempre inmerso en chistes, ocurrencias y anécdotas que desatan carcajadas y ayudan a pasar el tiempo.

Y es que en estos días en esta fuente noticiosa no hay espacio para más nada. Las visitas de particulares, de dirigentes políticos y hasta de funcionarios de nivel se tornan cada vez más escasas y esporádicas, lo que revela que la agenda presidencial esta seriamente restringida. En este marco, a la prensa se le torna cada día más difícil la obtención de informaciones y ven pasar las horas tocando en  vano las puertas de despachos en busca de reacciones sobre temas de interés. Es como si el ambiente de campaña electoral que reina en el país no tuviera ninguna repercusión en la principal sede del gobierno. Hasta el pasado reciente, el ambiente para estos tiempos era otro en esta sede. Se percibía la agitación con frecuentes visitas, reuniones en despachos y encuentros en las propias oficinas del Presidente. No se guardaba las distancias y mucho menos las formalidades. Hasta en las áreas de parqueos se originaban situaciones jocosas con activistas políticos colocando flequillos y stickeen en los vehículos, casi siempre sin la previa anuencia de los propietarios. Más de un incidente tuvo lugar por esta práctica inconsulta. Estas cosas, sin embargo, no se ven hoy. Las labores oficiales siguen la rutina diaria, el Presidente Leonel Fernández llega a su despacho regularmente a media mañana y extiende su presencia allí hasta la madrugada. El resto de los funcionarios se tranca en sus respectivos despachos,  sin acceso a la prensa, aunque justo es reconocer las excepciones como el Consultor Jurídico del Poder Ejecutivo, César Pina Toribio; el Vicepresidente Rafael Alburquerque y el Secretario de Economía, Planificación y Desarrollo, Temistocles Montás; así como el propio Director de Prensa, Rafael Núñez. Pero éstos no pueden estar a diario abiertos a entrevistas, el menú noticioso debe diversificarse con otros hechos e informaciones de interés, que es lo que escasea en estos días. Mientras tanto, la prensa acreditada se toma esas horas de ocio para recargar energía y gastarla el fin de semana en los recorridos de campaña del Presidente Fernández sobre la cama de un camión y tetero al sol.

00000000  000000000

El Secretario de Economía, Planificación y Desarrollo, Temístocles Montás, viaja este jueves a Nueva York para dictar una conferencia sobre la marcha de la economía dominicana, auspiciada por la seccional del Partido de la Liberación Dominicana. También viajan a Nueva York  el ex senador Alejandro Santos y el periodista Julio Martínez Pozo, pero  a otra actividad.