Esposa de Romney intenta conmover a EEUU, mientras que Mitt es nominado para presidente por los republicanos

TAMPA, EEUU, (AFP) – Mitt Romney obtuvo el martes la nominación del Partido Republicano como candidato de su partido a la presidencia de Estados Unidos, poco antes que su esposa se mostrara sensible con un discurso estelar en la 40 Convención Nacional republicana, en Tampa (Florida, sureste).

En un conteo de los delegados por cada estado, que reflejó sin sorpresas los resultados de las primarias del partido realizadas a principios de este año, Romney superó los 1.144 votos necesarios (sobre 2.286) para ser designado como candidato republicano a la presidencia, según rezan las reglas de estas asambleas.

 El exgobernador de Massachusetts (noroeste) y multimillonario empresario viajó a Tampa el martes, dos días antes que lo esperado, en un intento por que el huracán Isaac, que ahora se ensaña con el estado vecino de Luisiana, no eclipsara por completo su nombramiento.

Con un tímido beso en la boca, Romney subió al escenario a agradecer el discurso de su esposa Ann, que ante unos 20.000 militantes en el Tampa Bay Times Forum de la ciudad del golfo de Florida, quiso mostrar el lado sensible, humano y más ‘terrenal’ de su esposo desde hace 43 años, así como de su familia de cinco hijos y 18 nietos. “Este es el hombre que Estados Unidos necesita”, afirmó Ann Romney, quien aseguró que su marido “no defraudará al país”, tras ser presentada en la tarima por la primera dama de Puerto Rico, Luce de Fortuño.

El discurso de Anne y del gobernador de Nueva Jersey, Chris Christie, fueron los primeros en horario estelar de la convención el martes en la noche, pronunciados un día después de lo planeado debido al huracán Isaac, que el lunes provocó la anulación de prácticamente todas las actividades.

La convención se celebra mientras los medios enfocan sus cámaras en las consecuencias que conllevará el huracán Isaac en Luisiana, donde siete años después de Katrina, apunta su furia otra vez sobre la vulnerable ciudad de Nueva Orleans.

Aunque el huracán pasó más lejos de lo previsto por el Golfo de México frente a Tampa, el ciclón atrapó la atención de las cámaras, robó titulares y ahuyentó a muchos militantes que han seguido las medidas de precaución quedándose en casa.

Delegados republicanos de los estados en peligro por la amenaza del ciclón; del norte de Florida, Alabama y Mississippi -todos bajo estado de emergencia-, admitieron que sería difícil celebrar el jueves la coronación de Romney como candidato republicano si Isaac deja daños y víctimas en sus territorios. Pero el espectáculo debe continuar. Al menos ese ha sido el mensaje de los portavoces de campaña de Romney que están en Tampa.

Entonando el himno nacional y una oración por aquellos que confrontan el ciclón Isaac y las víctimas que dejó a su paso -19 muertos en Haití-, se dió inicio a la convención el martes en un clima de patriotismo exacerbado. La gran fiesta republicana marca el inicio de la cuenta regresiva para las elecciones presidenciales del 6 de noviembre, en las que Romney y el presidente y candidato a la reelección Barack Obama se disputarán la Casa Blanca.

Obama hizo campaña el martes en Iowa (centro) en momentos que los sondeos muestran a ambos rivales en una carrera muy reñida. Ante 6.000 estudiantes, el presidente ironizó sobre los comentarios que harían sobre el él en Tampa. “Estoy seguro que tienen muchas cosas adorables que decir sobre mí”, dijo Obama, aunque agregó: “Pero lo que no van a escuchar de su parte, es que hay un camino hacia el futuro, que responde a las dificultades de nuestra época”.

Gran número de estadounidenses esperan las convenciones para sintonizarse con la política de su país. Los demócratas celebrarán la suya la próxima semana en Charlotte (Carolina del Norte, este), y la de Tampa es la gran oportunidad de Romney para darse a conocer y quitarse el mote de “robot”, como lo definen analistas y detractores.

“Para la gente de Romney se trata de una oportunidad para hablar con muchos de los votantes que sólo han prestado atención de manera informal hasta ahora y para que sintonicen con su discurso del jueves”, dijo a la AFP Charles Franklin, profesor de ciencias políticas en la Universidad de Wisconsin-Madison.