Europa está preocupada por regreso de yihadistas

Jorge Fernández Díaz, ministro

Barcelona, España. EFE. Los ministros del Interior de los seis países más poblados de la Unión Europea coincidieron ayer en mostrar su preocupación por los yihadistas que combaten en países como Siria e Irak y que con posterioridad regresan a territorio europeo.

Ministros del llamado G6 (Alemania, España, Francia, Italia, Reino Unido y Polonia) se reunieron ayer en Barcelona para analizar temas de interés común en materia de seguridad, entre ellos la amenaza del terrorismo yihadista.

En la rueda de prensa posterior al encuentro, el ministro español, Jorge Fernández Díaz, advirtió de que esa amenaza se ha “agravado”. “Ningún país está libre en ningún momento de ser objeto de un atentado, la preocupación es creciente”, dijo Fernández Díaz, para quien es un motivo de preocupación “creciente” que los combatientes de zonas como Siria o Irak regresen a los países europeos de los que partieron, “debidamente adoctrinados y preparados en combate, siendo potencialmente terroristas que pueden cometer atentados”.

No obstante, el ministro español subrayó que, mientras que en otros países europeos son centenares los combatientes que parten hacia zonas en conflicto, como Irak, Siria o Mali, y decenas los que regresan, en España sólo son decenas los que marchan y unidades los que regresan. Por el momento se tiene constancia de tres detenidos. La preocupación europea por ser objetivo de un atentado terrorista “no es alarmismo, es realismo.

La amenaza existe”, avisó el titular de Interior español. Por eso en la reunión del G6 se ha puesto de manifiesto la conveniencia de intensificar sus acciones y de tener capacidad de respuesta ante ese fenómeno.