Evangélicos EU apoyan estatus para pastores aquí

El presidente Hipólito Mejía se comprometió ayer ante una misión evangélica de los Estados Unidos a dar el “tratamiento que acuerda la ley” a una iniciativa legislativa pendiente de sanción en el Congreso, que busca facultar legalmente a los pastores evangélicos dominicanos para unir parejas en matrimonio.

El presidente Mejía recibió en su despacho del Palacio Nacional a la misión encabezada por el senador estatal por el distrito 32 del Bronx, en Nueva York, Rubén Díaz, entre los que estaba el secretario de Estado de Educación Superior, Andrés Reyes Rodríguez.

Díaz, quien preside la Asociación de Ministros Evangélicos en Nueva York, se quejó frente al presidente Mejía porque el “ministerio evangélico en la República Dominicana no ha sido reconocido oficialmente como se merece”.

Dijo que a diferencia a lo que ocurre en Nueva York, en este país no se aceptan legalmente los matrimonios celebrados por ministros evangélicos. En estos casos, los contrayentes tienen que acudir ante un juez civil para legalizar su unión y eso para nosotros es inaceptable”, dijo el Ministro.

“Eso es algo que hay que resolver”, dijo el Ministro y senador estatal por el condado 32 del Bronx, una zona donde reside una numerosa colonia dominicana.

Díaz destacó que la Iglesia Evangélica ayuda a los países y a los gobiernos rescatando personas descarriadas y “transformándolas en personas útiles y entregadas al Señor”.

El presidente Mejía dijo que tiene conocimiento de una iniciativa legislativa en el Congreso Nacional presentada por un diputado del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), por La Romana.

Dijo que trató el caso con el secretario Reyes Rodríguez, quien es también Ministro Evangélico en el país.

“Inmediatamente que llegue le daremos el tratamiento que se usa de acuerdo a la ley”, dijo el presidente Mejía.

El mandatario aprovechó para enviar un mensaje de salutación a los dominicanos residentes en Nueva York a través de una radioemisora cristiana, a través de la cual se transmitió parte del encuentro utilizando un teléfono celular.