Evolución de la relación comercial Dominico-China

Evolución de la relación comercial Dominico-China

Haivanjoe Ng Cortiñas

   Desde que la República Dominicana comenzó a ser receptora de ciudadanos chinos en el siglo XIX hasta el presente, tanto en los hechos, como en lo formal, se sembró la semilla y luego los resultados, de tener ya no solo un barrio chino en la capital de la República, sino que, en cada hogar y empresa hay un pedacito de algo hecho en China, como expresión material del vínculo entre ambas naciones.

  El origen de las relaciones diplomáticas entre las Repúblicas Dominicana y Popular de China se ubica en el 1940 al firmarse un Tratado de Amistad, las relaciones se interrumpieron en 1949 y no fue sino en 1993 cuando se retomaron los vínculos, esta vez en el ámbito comercial, dando apertura en ambas naciones de oficinas económicas/comerciales, luego en el 1997 se firmó un Memorándum para reglamentar el funcionamiento de las referidas oficinas.

   Las relaciones entre Dominicana y China fueron fortaleciéndose y en 2001 se firmó otro Memorándum de Entendimiento referente a cuestiones aduanales, que abarcaron 97 partidas arancelarias de exportación, conjuntamente con otros países de Centroamérica.

   La maduración de las relaciones continúo profundizándose, apoyándose ambos países en diversas instancias de integración en organismos internacionales, así como de espacios de decisiones en las Naciones Unidas y de apoyo a candidaturas en órganos dependientes de las Naciones Unidas, hasta llegar a establecer relaciones diplomáticas y comerciales en 2018.

Le podría interesar leer: No es seria esta catástrofe

   La República Dominicana es un destino de inversión competitivo a nivel internacional, dada las facilidades que se le otorga a la inversión extranjera, en la que se le otorga un trato nacional, de igual manera la ley de incentivo turístico con exenciones tributarias, el marco legal en el sector agropecuario con tasa cero para la importación de insumos, equipos y maquinarias, la que establece incentivos fiscales en la frontera con Haití y para las empresas que se establezcan en las zonas francas.

   Las relaciones comerciales entre las Repúblicas Dominicana y Popular de China siempre han estado a favor del país asiático, pero con el establecimiento del vínculo diplomático se acariciaron mejoras en el intercambio comercial, pero con los datos que se presentan en esta opinión, la evidencia mostrada en más de cuatro años no apunta a cifrar mayores esperanzas que el deseo, tal vez por el tipo de productos de exportación.

   La economía china es inmensa y potente, su PIB nominal es de US$ 17.3 billones (2021), el per cápita de US$ 13,136 millones, las exportaciones alcanzan respecto al PIB un 18.9 % y las importaciones de un 14.1 %; en cambio la Dominicana es en términos relativos pequeña y en el vínculo se hace impotente: su PIB es de US$ 92,937 millones (2021), el per cápita de US$ 8,972, las exportaciones versus el PIB de un 13.4 % y las importaciones/PIB de un 25.9, indicativo de menos desarrollo en la capacidad integral de producción.

   En términos de productividad laboral, medida por la cantidad de horas trabajadas y el tamaño de la economía es de US$ 13.8 (ILOSTAT) para China y de US$ 9.7 de República Dominicana (NG), como indicador que muestra uno de los grados de competitividad de una economía, que para el caso señala mayor fortaleza la economía asiática y lo que puede mostrar las razones que explican las ventajas de China en el comercio bilateral con la economía dominicana.  

   Con relación a las exportaciones dominicanas hacia china, presenta antes del establecimiento del vínculo diplomático un movimiento en términos generales decreciente, al pasar de US$ 206.0 millones en el 2013 a US$ 100.0 millones en el 2015, hasta colocarse en el 2016 en US$ 85.0 millones.

   Después del establecimiento de las relaciones diplomáticas en el 2018, las exportaciones dominicanas muestran un desempeño al alza, pasando de US$ 126.0 millones en el 2018 a 272.0 millones en el 2021, teniendo su pico mayor en el 2019 con US$ 307.0 millones.

   Mientras que, por el lado de las importaciones a China, la economía dominicana le compró en el 2013 US$ 1,730 millones, en el 2015 US$ 2,306 millones, en el 2017 US$ 2,448 millones, en el 2019 de US$ 3,104 millones y en el 2021 de 3,818 millones. En el 2020 como consecuencia de la situación pandémica, el cierre de puertos y empresas chinas se redujo a US$ 2,957 millones.

   La balanza comercial entre las Repúblicas Dominicana y Popular de China, muestra un permanente resultado desfavorable para la primera, la brecha se amplia con el paso del tiempo, en el 2013 era de US$ 1,730 millones, en el 2017 de US$ 2,297 millones, en el 2019 de US$ 2,797 millones y en el 2021 de 3,546 millones, lo que evidencia la impotencia comercial dominicana frente a una potencia económica, como la de China.

   El peso que tienen las exportaciones dominicanas a China dentro de su total presenta una participación poco significativa, al tiempo que no muestra un comportamiento lineal ni de crecimiento ni de disminución, al pasar de 1.48 % en 2017 a un 1.18 % en el 2018, para luego crecer a un 2.74 % en el 2019, pasando después a 1.63 % en el 2020 y al cierre del 2021 de un 2.18 %.

   En cambio, las importaciones provenientes de China muestra una contribución importante, situándose en un 13.8 % en el 2017, un 14.1 % en el 2018, un 15.3 % en el 2019, un 17.2 % en el 2020, para luego retomar el nivel de un 13.7 % en el 2021, similar al del 2017. Este comportamiento es indicativo del nivel de penetración que tienen las importaciones desde China dentro del aparato productivo y comercial nacional.

   En contraposición el peso que tiene el comercio exterior bilateral para China es poco significativo, denotando la tímida penetración a su economía y dependencia con la economía dominicana. Las importaciones que realiza China desde el territorio nacional solo alcanzan en su punto máximo el 0.10 % en el 2020 y el menor en el 2021 con un 0.01 %. Por el lado de las exportaciones que realiza China a Dominicana tampoco revisten mucha importancia, al registrar un 0.11 % todos los años en la serie 2017 al 2021, con la excepción del 2019 que fue de un 0,12 %.

   China constituye el segundo principal socio comercial del mundo para la economía de la República Dominicana por el lado de las importaciones

   En términos de flujos financieros, particularmente en la inversión extranjera directa, China posee un movimiento poco significativo, al registrar para el 2019 un monto de US$ 24.1 millones, en el 2020 de US$ 5.7 millones, en el 2021 de US$ 6.2 millones y para el primer semestre del 2022 de US$ 7.0 millones, para un total de US$ 43.0 millones.

   La relación comercial con China l ha beneficiado más a ellos que al país y no ha perjudicado el tamaño del vinculo comercial con la economía de los Estados Unidos, ya que desde el 2019 al 2021, las exportaciones dominicanas hacia USA pasaron de 45.8 % a 50.9 % del total exportado, mientras que, las importaciones fueron de 43.0 % a 44.2 %, evidenciando que China no le ha restado espacio al comercio con nuestro principal socio que son los Estados Unidos. 

   Para potenciar las relaciones económicas y comerciales de la República Dominicana con China, el país debe explorar otros nichos, como el de la intermediación financiera, el mercado de capitales, así, además, definir políticas comerciales en la dirección de poder penetrar a los controles fitosanitarios para los productos del agro y explorar la parte del sector turismo.

Publicaciones Relacionadas