Excavaciones Metro dañan equipos médicos

http://hoy.com.do/image/article/303/460x390/0/193A5AD8-FE6B-42F0-89F1-798CFD6710D8.jpeg

POR CARMEN MATOS
Las autoridades del Servicio Dominicano de Oftalmología anunciaron ayer que han invertido alrededor de RD$300,000 en reparación y compra de equipos especializados, debido a los daños en el circuito eléctrico provocados por las excavaciones del Metro de Santo Domingo, que se realizan en la zona.

Claudia Domínguez, administradora del centro asistencial agregó que también han tenido que invertir en el realumbrado eléctrico del edificio completo debido a las altas y bajas en el voltaje que han provocado los trabajos.

El centro, ubicado en la calle Padre Pina esquina avenida Correa y Cidrón también funciona como un aula modelo de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) en que se imparten cátedras de Oftalmología y Neurocirugía.

“El principal problema que ha provocado la obra es la contaminación en el ambiente debido al polvo y ruido”, afirmó Domínguez, quien también confesó haberse caído hasta tres veces intentando desplazarse por las aceras del local.

Otra de las dificultades han sido las constantes vibraciones en los edificios  producto de las excavaciones, ya que uno de los servicios que se practican en el centro son las microcirugías, procedimiento que requiere de un ambiente estable y calmado porque ser de mucha precisión.

En ese sentido, Hernández destacó que han dispuesto de los miércoles como el único día en que se realiza este procedimiento y por eso solicitan a los trabajadores de la obra que detengan sus trabajos por un periodo de cuatro horas, requerimiento al cual ellos acceden semanalmente.

La administradora de la institución que ha invertido aproximadamente RD$300 mil pesos en la compra de televisores, aparatos láser para las intervenciones quirúrgicas, aires acondicionados y otros equipos confesó que no han firmado ningún tipo de acuerdo retributivo con la Oficina Para el Reordenamiento Del Transporte (OPRET), que dirige el ingeniero Diandino Peña.