Familias narran penurias al presidente Danilo Medina

m1

Entre cruce de calles llenas de un pesado lodazal dejado por el desbordamiento del río Jacagua, el presidente Danilo Medina verificó ayer la cruda realidad que viven los residentes en Jacagua, Cienfuegos y Gurabo.
Los moradores de esas comunidades contaron al mandatario sus penurias y mostraron el río, que trajo consigo toneladas de basura e inundó sus viviendas.
Porfirio Pérez, quien aún no podrá dormir en su casa, inundada hasta el techo, y David Almonte, presidente del Club del Barrio Duarte, dijeron que hace años que viven en zozobra porque con cualquier aguacero el río se desborda.
“Somos gente trabajadora, queremos vivir en paz, pero queremos una solución al río. Si quieren que no nos den nada de alimentos y ajuares, que eso se acaba de una vez, pero si canalizan el río y le hacen un trabajo con todas las de la ley, mire, nosotros no nos anegamos aunque llueva todos los días”, dijo Almonte.
“Este problema tiene solución, y vamos a trabajar inmediatamente cesen las lluvias. Ustedes pueden tener la seguridad que el Gobierno va a trabajar en esta problemática”, prometió Medina unas 500 familias que perdieron todo, pues las crecidas de ríos y cañadas inundaron sus casas.
Después de hacer hincapié en que esos problemas tienen solución, instruyó al ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, y al alcalde Abel Martínez, que solucionen los daños en los puentes de la ciudad.
Medina explicó que su visita pretende evaluar los daños materiales que tiene la región para tratar de revolverlos, y entregarles ajuares del hogar a los afectados que lo han perdido todo.
“Vinimos a darle apoyo personal a la gente, muchos han perdido su cama, nevera, lavadora todo, pero vamos a ver cómo los ayudamos y les enviamos alimentos a todos, en eso es que estamos.
“Desde que iniciaron las lluvias y pudimos observar como se afectaban las comunidades hemos estado trabajando con los organismos correspondientes dándole apoyo”, dijo.
En cuanto a los problemas de Rafey, donde los pobladores exigen que sean trasladados de allí, el mandatario indicó que está evaluando esa problemática conjuntamente con las Fuerzas Armadas, el Centro de Operaciones de Emergencia y otros organismos.
“Estamos trabajando. Fíjese que no ha habido muertos todavía porque estamos trabajando, previniendo las cosas. Nosotros tenemos un control estricto; cada vez que la presa esta cogiendo agua, comenzamos a sacarle para que no se llene y no haya que sacarle abruptamente la cantidad de agua como pasó la última vez”, observó.
En cuánto a los daños, dijo que no se puede hablar de cifras porque cada día aumentan debido a la continuidad de los aguaceros que causan inundaciones.
Medina estuvo evaluando la situación de las familias afectadas en compañía del ministro Administrativo de la Presidencia, José Ramón Peralta; el ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo; la directora del Plan Social de la Presidencia, Iris Guaba; el alcalde Abel Martínez, y la gobernadora provincial, Aura Toribio.
Al preguntarle a la gobernadora Aura Toribio sobre las ayudas a las personas damnificadas, dijo que en la provincia todas las organizaciones de socorro han trabajado mancomunadamente para llevar todos los alimentos y ajuares a la gente de manera organizada.
“Hemos trabajado de manera preventiva y humanitaria y aunque el trabajo ha sido arduo, estamos satisfechos porque todavía no tenemos víctimas por el desague de la presa y estamos confiados en Dios en que todo va a salir bien”, comentó.

Danilo por La Vega. Luego de este recorrido por Santiago, el presidente se dirigió a La Vega, donde también hizo un levantamiento de los daños en las zonas afectadas por las recientes lluvias.
Recorrió el barrio Los Rieles, afectado por la crecida del río Camú, y visitó la comunidad de Jeremías, donde varias casas fueron inundadas por la crecida del Camú
El Ministro de Obras Públicas dijo que hará una evaluación del puente de Sabaneta, que está sobre el río Camú en La Vega, que resultó afectado.