Fiesta Nacional de Austria

http://hoy.com.do/image/article/211/460x390/0/2C65DE0C-537C-4C9F-8913-CC23EA1BF29C.jpeg

POR MARÍA MERCEDES
El orgullo de celebrar un aniversario más de la fecha patria de su país era muy notorio en sus expresiones. Siempre se mantuvo sonriendo y regalando finas atenciones a sus invitados. Es que Karin Ostreicher, cónsul general honoraria de Austria, quería que todos sus invitados se sintieran a gusto en esa noche tan especial y significativa para los nacionales de esa nación europea.

Por eso, desde antes de las 8:00 p. m., –hora fijada para iniciar la recepción que ofreció con motivo de la Fiesta Nacional de Austria– se colocó a la entrada del histórico Museo Casa de Tostado, ubicado en la esquina formada por las calles Arzobispo Meriño y la Padre Billini, donde junto a José Acero, su esposo y Almil Cabral, su asistente, les recibía con gratas palabras de bienvenida.

Cuando todos estaban reunidos en el acogedor patio español de esta edificación que data de principios del siglo XVI, el acto formal comenzó con las notas musicales del Himno Nacional, el himno de Europa y por último el Himno de Austria, país europeo que hace frontera con Alemania, la República Checa, Eslovaquia, Hungría, Eslovenia, Italia, Suiza y Liechtenstein.

Luego, Sarah Guemez, subsecretaria de Estado de Relaciones Internacionales, quien estuvo en representación del canciller de la República, Carlos Morales Troncoso, felicitó al pueblo de Austria, y destacó que en ese país se han firmado los tratados más famosos del mundo, pues con su aprobación y su cumplimiento han contribuido con la paz y la libertad de la humanidad.

En tal sentido, indicó que Viena, capital federal del país, es uno de los centros de las Naciones Unidas que alberga las sedes de la Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA), la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI) y varias divisiones de las Naciones Unidas. También es sede de la Secretaría del Consejo Permanente de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE, anteriormente CSCE) y de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo).

Con su español no tan fluido, pero muy comprensible, Karin Ostreicher resaltó que las relaciones entre su país y República Dominicana son excelentes, y que continuará  trabajando para estrechar aún más los lazos de amistad y cooperación que existen entre ambas naciones.

Así mismo, destacó que al igual que en el pasado, en las calles de Austria viven personas de más de 80 países, quienes caminan sus calles enarbolando la paz y la prosperidad del mundo. Con una amplia sonrisa dijo: “Hemos preparado algo especial para ustedes, espero que lo disfruten”.

Haciendo honor a su petición, diplomáticos acreditados en el país, autoridades del Gobierno dominicano e invitados especiales disfrutaron de principio a fin esta festividad que fue animada por varias interpretaciones musicales de Marianela Sánchez, Ivonne Haza, sopranos que acompañadas por los artistas Juan Cuevas, Antón Fustier Martínez, Paulec Vujk, interpretaron melodías de autores austríacos como Johann Strauss, Lehar, Mozart.

A la luz de las velas, esas que con su iluminación convirtieron ese espacio colonial en un salón vienés de la época de los siglos XVII y XVIII, los presentes festejaron con alegría la Fiesta Nacional de Austria.