FINANCIAL TIMES
Los desbalances amenazan la economía global

http://hoy.com.do/image/article/49/460x390/0/C0B5B145-C2EF-49A2-9AC0-5391F7ACE723.jpeg

Alerta: Los desbalances económicos globales están empeorando. El déficit comercial de Estados Unidos subió a un nuevo récord de US$61 millardos en febrero. No se suponía que esto debía ocurrir. Se esperaba que los desbalances se redujeran en la medida que madura el ciclo económico. Pero al contrario, están aumentando. El Fondo Monetario Internacional está preocupado porque continúe esta tendencia, incrementando el riesgo de un ajuste súbito en algún momento futuro.

El argumento económico es familiar. El déficit de la cuenta corriente de EEUU no es sostenible en el largo plazo. Si los inversionistas privados pierden la fe en que es factible un ajuste gradual, o que los bancos centrales extranjeros dejen de acumular activos de EEUU, el dólar podría caer con fuerza. Esto probablemente provoque un alza similarmente abrupta en las tasas de interés de EEUU, que pudiera liquidar el auge del consumo y la vivienda y hacer estallar las instituciones financieras sobre-potenciadas, con serias consecuencias globales.

Hace dos meses, Alan Greenspan sugirió que las fuerzas del mercado parecían “listas para estabilizarse, y a largo plazo, posiblemente hacer bajar” el déficit de cuenta corriente de EEUU. El FMI cree que el déficit de la cuenta corriente indudablemente se estabilizará, pero en un nivel sostenible en cerca de 5.7% del producto interno bruto en 2005 y 2006, a menos que el dólar caiga más.

El culpable inmediato es el creciente diferencial entre EEUU (y China y el Reino Unido) por una parte, y la eurozona y Japón por el otro. EEUU ha cobrado fuerza. Pero el crecimiento vacila en la eurozona y Japón. El FMI espera ahora que la eurozona crezca solo en 1.65 y Japón, en 0.8% este año, sabiamente insta al Banco Central Europeo a que no ponga esto en peligro, aunque extrañamente, sigue pensando que Japón debería subir los impuestos.

Los políticos le han sacado el hombro a sus responsabilidades de enfrentar las causas subyacentes de los desbalances. EEUU no está haciendo casi nada por reducir el préstamo del gobierno y la eurozona se mueve demasiado lentamente con las reformas laborales para promover el crecimiento; Japón todavía tiene sus propios problemas estructurales por superar, y Asia, como en conjunto, se resiste a la apreciación de sus monedas.

Las noticias no son todas tan malas, Las economías emergentes y en desarrollo disfrutaron de un fuerte crecimiento el año pasado y no es probable que les vuelva a ir bien este año. Hasta el África Sub-Sahariana creció más de 5% el año pasado, y se pronostica que lo repita este año. Este es un tributo a una mejor política económica, además de fuertes precios de las materias primas y a una reducción fortuita en los conflictos y la sequía. Sin embargo, las economías más frágiles del mund

o solo pueden prosperar en un contexto global benigno. Los desbalances las ponen en riesgo.

Los análisis del FMI son sólidos. Ahora es el momento para una defensa más eficaz. El FMI no le puede decir a los países poderosos qué hacer, pero debería garantizar un papel de mayor importancia en la creación de una estrategia multilateral para hacerle frente a los desbalances. Esta es una prueba para Rodrigo Rato, su director administrativo. La reunión de primavera de este fin de semana es el lugar para empezar.

VERSION AL ESPAÑOL DE IVAN PEREZ CARRION