FJT califica la nueva Constitución como un “terremoto jurídico”

http://hoy.com.do/image/article/486/460x390/0/5CB1BBD6-8323-4574-AA50-14C047A547E9.jpeg

El presidente de la Fundación Justicia y Transparencia (FJT), Trajano Vidal Potentini, externó su preocupación por los grandes retos y urgencias, que supone para el país la entrada en vigencia de la nueva constitución, a la que definió como moderna, avanzada y garantista, con una estructura que contempla y potencializa un estado social democrático y de derecho, con la creación y ampliación de un extenso catalogo de derechos fundamentales.

Potentini, al ser entrevistado por los periodistas Ramón Puello Báez y Geraldino González en el programa Revista Tele-15, reconoció que el gran desafío que tiene el Estado con la nueva Constitución, es el garantizar y hacer efectivo el ejercicio del amplio catálogo de derechos y prerrogativas consagradas en la misma; además del riesgo de convertirse  en letra muerta sin utilidad y aplicación, como ocurre en el país con muchas leyes, que no se aplican ni se respetan.

Otro reto lo constituye la reingeniería legislativa que habrá que hacer en todos los órdenes para armonizarla con la legislación vigente y poner en marcha, conforme las previsiones constitucionales, las diferentes estructuras judiciales, políticas y administrativas, creadas.

En ese mismo orden, la puesta en vigor de la constitución, a partir de su proclamación y publicación de manera puntual impactará todas las leyes orgánicas de la República Dominicana, ejemplo las leyes de las diferentes la Secretarias de Estado, la Ley Electoral, la de Suprema Corte de Justicia, la Ley Monetaria y Financiera, la de Cámara de Cuentas, la de las Fuerzas Armadas, la de la Policía Nacional, la de Migración, la Municipal, la de Contabilidad Gubernamental, la de Contraloría, la de Defensa Pública, la del Defensor del Pueblo, la del Estatuto del Ministerio Público, así como todos los códigos del país, entre otras tantas disposiciones que en lo sucesivo habrá que inventariar y revisar.

Además de la creación de varias leyes especiales, para el funcionamiento de las nuevas estructuras a saber: El Tribunal Constitucional y el Tribunal Superior Electoral, los diferentes consejos, el del Poder Judicial, el de ministros, el de seguridad y defensa, el económico y social, amén de otras tantas creaciones de menor jerarquía contempladas en la Nueva Carta Magna.