Forense: muertes adultas en pareja

11_06_2019 HOY_MARTES_110619_ Opinión10 A

La investigación médico legal de cadáveres encontrados en la habitación de un hotel sin que se advierta desorden en el entorno, ni signos externos de violencia física en los cuerpos sin vida, representa un reto para el equipo humano que realiza la experticia. La terna forense debe ceñirse con rigurosidad al protocolo de manejo. La descripción y documentación de la escena es parte vital del estudio. La recolección de datos acerca de las circunstancias que rodearon el desenlace fatal son de especial relevancia. El registro en orden cronológico de los acontecimientos es de sumo valor. Una lista de chequeo incluirá: identificar los fenecidos, establecer el momento de los fallecimientos, determinar la causa básica de muerte, así como el modo jurídico de los decesos.
¿Se encontraban los cadáveres juntos, o separados? ¿Sobre el piso, la cama, el baño, cocina o balcón?
¿Estaban vestidos, en pijamas, o desnudos? ¿Cuándo fue la última vez que los vieron con vida? En base a las alteraciones cadavéricas: ¿cuándo sucedieron las defunciones?
Como regla general, los fallecimientos por causas naturales, entiéndase, enfermedades, no suceden de forma simultánea en individuos adultos. Es por esa razón estadística de peso por lo debemos siempre sospechar una muerte violenta. Las asfixias en sus diferentes variantes comprenden causas a considerar hasta que puedan ser descartadas.
El hallazgo de dos cuerpos sin vida en la habitación de un hotel ubicado en el Este de la República Dominicana, correspondientes a una pareja estadounidense matrimoniada, evento fatal acaecido el 30 de mayo del año 2019, produjo mucha conmoción internacional de repercusión nacional. Una semana después, el día 6 de junio del 2019 la Procuraduría General de la República dio a conocer los resultados de las autopsias llevadas a cabo en las victimas. De acuerdo al informe, el cadáver del esposo Nathaniel Edward Holmes, así como el de su consorte, Cynthia Ann Day, mostraban pequeñas pintas hemorrágicas en su interior, junto a una gastritis hemorrágica y edema pulmonar. Tales hallazgos en común apuntan hacia una causa química común. Pudiera tratarse de una intoxicación o envenenamiento por un gas, líquido, sólido, fármaco o droga capaz de desencadenar una secuencia de trastornos fisiológicos que condujeron al fallecimiento conjunto del matrimonio.
Es tarea de los investigadores llevar a cabo las pesquisas toxicológicas de lugar hasta identificar el o los agentes responsables de tan lamentables muertes. Nos resultó chocante y deprimente que 15 años después de que el gobierno inaugurara el INACIF saliera publicado en la página 4 de la edición correspondiente al viernes 7 de junio de 2019 del periódico Diario Libre, el siguiente titular: “Gobierno y hoteleros defienden turismo; FBI se une a pesquisas muertes turistas”. Más adelante se lee:<<Integran al FBI: Mientras que la Embajada de Estados Unidos en República Dominicana informó ayer que a solicitud de los funcionarios dominicanos, ”nuestro Agregado Legal (FBI) está brindando asistencia técnica para producir informes completos de toxicología”. ..“Si a través de la investigación nos enteramos de cualquier riesgo de seguridad para el público, compartiremos esa información”, indicó la embajada>>.
¿Podemos instalar un equipo de Cromatografía de gas con espectrometría de masa en cada una las regionales del INACIF del país? ¿Pudieran los empresarios del turismo contribuir financieramente para el funcionamiento y mantenimiento de estos servicios?
¿Existe la voluntad política para modernizar la práctica de la medicina forense en la República Dominicana? El tiempo y los hechos dirán