Francia neutraliza grupo yihadista preparado para lanzar atentado

m4

Saint Denis (Francia)
EFE
La policía francesa lanzó ayer una redada antiterrorista en el municipio de Saint Denis, en la periferia norte de París, en la que consiguió neutralizar a un comando yihadista preparado para atentar y que se saldó con al menos dos islamistas muertos y ocho detenciones.

Un total de 110 agentes emplearon cerca de 5,000 municiones en una operación que duró siete horas en esa conflictiva localidad del norte de París en la que se ubica el Estadio de Francia, atacado por tres terroristas suicidas el pasado viernes, que formaban uno de los tres comandos que mataron a 129 personas e hirieron a más de 300 en esos atentados.

“La investigación ha progresado considerablemente y el asalto de esta noche es la demostración. Un nuevo equipo terrorista ha sido neutralizado y todo indica que, a la vista de su armamento, de su organización estructurada y su determinación iban a pasar a la acción”, declaró ante la prensa el fiscal de París, François Molins.

Las pesquisas, sin embargo, aún no han aportado todos sus frutos y no se descarta que haya más terroristas muertos entre los escombros del apartamento en el tercer piso del número 8 de la calle del Corbillon asaltado esta mañana por las fuerzas del orden.

“El carácter complejo de la operación ha requerido de fusiles de asalto, francotiradores y granadas.
El hecho de que al menos un terrorista se haya explotado, la destrucción parcial del interior del edificio, y en fin, el estado de los cuerpos y los restos de los cuerpos necesitará numerosos exámenes por la policía científica”, añadió Molins.

Ese asalto de “extrema dificultad” se complicó aún más cuando la puerta blindada del apartamento resistió a la carga explosiva de las fuerzas especiales, lo que permitió “a los terroristas preparar su respuesta”, en la que resultaron heridos cinco agentes.

El terrorista que se sabe que se inmoló, según medios locales como las cadenas “BFMTV”, “iTélé” y la revista “L’Express”, es una mujer de 26 años, identificada como Hasna Aitboulahcen y nacida en 1989 en la localidad francesa de Clichy-la-Garenne, en los suburbios del norte de París.

La policía sospecha que tiene vínculos de parentesco con el supuesto cerebro de los atentados, el belga Abdelhamid Abaaoud.