Francia se uniría EU, Rusia para combatir extremistas

m4

PARÍS
AP

Francia desea unir fuerzas con Estados Unidos y Rusia en una gran coalición para destruir al grupo extremista Estado Islámico, afirmó el presidente Francois Hollande a los legisladores el lunes en una sesión conjunta en el Palacio de Versalles.

Mientras, las autoridades mundiales se esforzaban por localizar a los responsables de los ataques más mortíferos en Francia desde la Segunda Guerra Mundial.

“No puedo olvidar los rostros de los muertos, de los heridos, de las familias”, declaró Hollande después que Francia y muchos aliados observaron un minuto de silencio en homenaje a los 129 que murieron y los 350 que resultaron heridos cuando tres equipos de atacantes de Estado Islámico lanzaron ataques en el estadio nacional, un concierto de rock y cuatro locales nocturnos el viernes.

“En mi determinación a combatir el terrorismo, quiero que Francia siga siendo fiel a sí misma. Los bárbaros que atacan Francia quisieron desfigurarla. No la harán cambiar”, enfatizó. “Nunca deben ser capaces de empañar el alma de Francia”. El presidente ordenó una operación de seguridad a nivel nacional donde fueron arrestadas 127 personas y se incautaron numerosas armas. Hollande dijo que presentará el miércoles un proyecto de ley en busca de prolongar por otros tres meses el actual estado de emergencia que concede a la policía y los militares mayores poderes de búsqueda y arresto, y a los gobiernos locales el derecho a suspender las manifestaciones e imponer toques de queda. En la vecina Bélgica, base de muchos de los atacantes del viernes, la policía rodeó el supuesto reducto de un hombre identificado como automovilista de los atacantes, pero no encontró a nadie. En París, las autoridades identificaron al supuesto arquitecto de los atacantes, que se cree está en Siria. El lunes, miles de personas se congregaron frente a los edificios atacados mientras los niños volvían a clases y las autoridades municipales prometían reanudar la vida normal lo más rápidamente posible. En una medida simbólica, la Torre Eiffel reabrió a los turistas después de un cierre de dos días. Hollande dijo que Estados Unidos y Rusia debían dejar de lado sus divisiones políticas en torno de siria y “combatir este ejército terrorista en una sola coalición”. Agregó que esperaba reunirse pronto con los presidentes de ambos países, aunque no especificó si sería una reunión entre los tres. Mientras Francia intensificaba sus ataques aéreos a supuestas bases de Estado Islámico en Siria, la policía recogía pistas durante la cacería de los extremistas que sobrevivieron los ataques.