Francisco Nader ¡Homenaje a Justo Susana!

28_03_2015 Areito 28 marzo Areíto8

Desde hace más de cuatro décadas, la familia Nader se destaca como pionera del mecenazgo y forjadora de uno de los espacios privilegiados para la difusión y comercialización del arte moderno y contemporáneo en la República Dominicana. El legado de don Roberto Nicolás e Ivonne Nader ha inspirado la labor de sus hijos, Gary, George y Francisco Nader, referencias obligadas en el mundo del arte internacional, ya que su larga trayectoria y exitosa experiencia le ha permitido “calibrar” directamente, tanto la producción de los grandes maestros de la pintura latinoamericana del siglo XX como las más depuradas manifestaciones del arte caribeño contemporáneo.

Promotor incansable de las artes plásticas dominicanas, tanto en el país como en el extranjero, Francisco Nader persiste proactivo con su jovial y característico entusiasmo, desarrollando proyectos como la renovación de los espacios expositivos de la Galería Nader y su transformación en mucho más que una galería de arte, incluyendo propuestas musicales, teatrales y performativas sumamente interesantes.

Otro de sus más recientes proyectos es un hermoso libro, dedicado al fallecido pintor Justo Susana (1918-2001), considerado a unanimidad por los principales historiadores, críticos, coleccionistas y promotores del arte, como nuestro más notable pintor “naif” o primitivista. Titulado “El Primitivismo Mágico de Justo Susana”: 107 páginas, ilustrado con más de 80 imágenes “full Collor”, tapa blanda, medidas de 11” x 9”, diseño de Liza Tejeda Parra e impresión de Editora de Revistas, esta importante publicación, producida por Francisco Nader/Arte Latinoamericano y auspiciada por el Banco Popular Dominicano, también contiene dos importantes ensayos analíticos a cargo de Danilo De Los Santos y Liliam Carrasco.

“El Primitivismo Mágico de Justo Susana” se constituye en un aporte sumamente valioso a la bibliografía sobre las artes plásticas y visuales nacionales. Presentado en la misma Galería de Arte Nader, ubicada en la calle Rafael Augusto Sánchez No. 22 del sector Piantini, a principios de diciembre del pasado año, este libro se suma a otras publicaciones importantes de Francisco Nader, incluyendo monografías sobre Clara Ledesma y Plutarco Andújar. Y hay que felicitar sinceramente a Francisco Nader por la reiteración de su compromiso con la difusión del mejor arte dominicano al mismo tiempo que le exhortamos a persistir en su decisión de mantener vivo su apoyo a la producción de los grandes maestros del arte dominicano.

El texto central de “El Primitivismo Mágico de Justo Susana” es el brillante ensayo titulado “El singular y visionario Justo Susana” de Danilo de los Santos. En dicho ensayo, el reconocido artista y respetado historiador, contextualiza la personalidad y la obra únicas del extraordinario fabulador caribeño que fue Justo Susana a la vez que reconstruye y deconstruye la historia de la crónica cultural y artística nacional para concluir reafirmando y reconfirmando a Justo Susana como el más emblemático cultivador del arte naif en Santo Domingo.

“En su monografía sobre arte dominicano (1969), Darío Suro lo enfoca: Con un sentido pictórico primitivo, muy diferente al escultórico de Gaspar Mario Cruz, Justo Susana viene a llenar una página en la historia del arte primitivo en la República Dominicana. Esa visión anormal que de la realidad tiene el primitivo, en un estado consciente o inconsciente, es traducida plásticamente por Susana de un modo ingenuo y “naive”. En la pintura primitiva dominicana no había salido otro artista de más fresca imaginación y de condiciones pictóricas más adecuadas para esa tendencia”… Danilo De Los Santos. Pag.20.

“A propósito de Suro, la tradición oral informa que dirigiendo este maestro la academia de pintura de la ciudad vegana, logro que Susana asistiera a la misma, viéndole pintar posiblemente. Se podría establecer que una obra de Suro: “Paisaje con lluvia” que capta una hilera horizontal de palmeras, fue señal de seguimiento o de influencia en el pintor, nacido en una comunidad rural de la provincia de La Vega real. El “Paisaje con lluvia” fue pintado en la década de 1940 y ambos pintores tenían la misma edad, ya que habían nacido en la misma fecha: Suro en el 1917 y Susana en el 1918”…Danilo De Los Santos. Pag.20.

Nacido en Jamo, La Vega, en 1918 y fallecido en la ciudad de Nueva York en el 2001, Susana fue un artista autodidacta. Desde muy temprana edad, dio muestra de su inclinación por el arte. Sus primeros instrumentos de trabajo fueron el lápiz y el papel. Descubierto hacia principios de la década de 1960 por la escritora y crítica de arte Aída Cartagena Portalatín, Justo Susana es el más importante pintor primitivista dominicano de todos los tiempos. En su caso, más que ante un maestro singular, estamos frente a un mago, un soñador y a la vez un vidente que estuvo siempre bien despierto ante el tiempo humano y las distintas circunstancias político-sociales que tuvo que vivir.

Con la sencillez que siempre le caracterizaba, relataba que siendo panadero y barbero invertía todo lo que producía con su trabajo en materiales para pintar, dedicándole a la creatividad el tiempo que las circunstancias le permitían. Su obra nos seduce por su especial énfasis en el color y por su singular visión fantástico-realista. Sus paisajes y escenas rurales, denotan un magistral y refinado esquematismo a través del cual expresa con inusual frescura la belleza de la naturaleza tropical, la fauna, los personajes, la magia y las esencias culturales de su pueblo.

La obra de Justo Susana también se distingue por su gran colorido y vitalidad imaginativa, así como por la utilización de un lenguaje infantil que le permitió definir una estética propia y materializar un mundo visual que le hizo ganar admiración, éxito y fama, tanto en su propio país como a nivel internacional. En el 2008, junto a las de Luis Desangles, Celeste Woss y Gil, Yoryi Morel, Jaime Colson, Clara Ledesma, Gilberto Hernández Ortega y Jorge Noceda Sánchez, su obra forma parte de la exposición “Tradición y Costumbres en el Arte Dominicano”, presentada por el Museo Bellapart en el Museo Etnológico de Berlín, Alemania. Justo Susana realizó numerosas exposiciones individuales y colectivas en Santo Domingo, Nueva York, Berlín, Miami, Oslo, San Juan, La Habana, Caracas, Madrid, París, Bruselas, México y Panamá.