Fuerza EU ataca Faluya; liberan dos rehenes

FALUYA, Irak (AFP).- La aviación norteamericana lanzó cuatro nuevos ataques contra supuestos refugios de la red de Abu Musab al Zarqaui en Faluya, mientras que dos ingenieros egipcios fueron liberados tras casi un mes de secuestro en Irak.

   “Han sido liberados”, declaró a la AFP el portavoz de la compañía de telefonía móvil egipcia Orascom, al referirse a Mostafá Abdel Latif y Mahmud Turk, secuestrados en Bagdad el 23 de septiembre.

   “El grupo Tawhid wal jihad (Unidad y guerra santa) intercedió en su favor. Estaban secuestrados por otro grupo”, agregó, precisando que Orascom ya no tiene más personal secuestrado en Irak.

   Otros cuatro egipcios y dos iraquíes, empleados de Orascom, habían sido secuestrados el 22 de septiembre en el oeste de Irak, antes de ser liberados rápidamente.

   Después de lanzar un ataque sobre Faluya al amanecer, destruyendo dos supuestos refugios de Zarqaui, el ejército norteamericano anunció otros tres ataques, uno contra un “puesto de mando enemigo” en el norte de la ciudad y los dos restantes por la tarde con 20 minutos de diferencia.

   Habitantes de Faluya dijeron que habían sacado de los escombros de una casa bombardeada de madrugada en el barrio de Wahda, en el centro de la ciudad, los cadáveres de seis miembros de una familia. El ejército norteamericano desmintió esta información.

   Ulemas y políticos sunitas instaron al boicoteo de las elecciones generales previstas para enero en caso de que se efectúe una operación militar de envergadura contra Faluya como planea el gobierno del primer ministro iraquí, Iyad Allawi.

   Por otra parte, el gobierno iraquí condenó el secuestro de la responsable de la oficina en Irak de la organización caritativa internacional CARE, Margaret Hassan.

   “Margaret Hassan es una ciudadana iraquí y pasó los últimos 30 años trabajando sin descanso para mejorar los servicios básicos de los iraquíes”, indicó el gobierno iraquí en un comunicado.

   “Su secuestro es una prueba clara de las malas intenciones de los terroristas que se hacen llamar ”muyahidines” y un insulto al islam y a Irak, especialmente durante el mes sagrado del Ramadán”, agregó el texto.

   Hassan, de 52 años, que tiene la triple nacionalidad irlandesa por haber nacido en Dublín, británica e iraquí por casamiento, fue secuestrada el martes cuando se dirigía a su oficina en Bagdad.

   Tras el secuestro, la organización CARE anunció la suspensión de sus actividades en Irak, donde trabajaba desde 1991.

   El caváder de un empresario iraquí, desaparecido hace tres días, fue hallado decapitado junto a una ruta 170 km al norte de Bagdad, según la policía.

   En Samarra, más al sur, ocho personas murieron, entre ellas cuatro niños, y varias resultaron heridas al estallar un coche bomba este miércoles por la tarde al paso de un convoy norteamericano cerca de un centro de educación preescolar, según un balance de fuentes hospitalarias.

   Entre los heridos hay once soldados norteamericanos, según una vocera del ejército.

   En Bagdad, un coche bomba estalló al anochecer al paso de un convoy militar estadounidense en la calle Haifa, sin causar víctimas aunque sí daños, según un portavoz militar norteamericano y varios testigos.

   Por último, un soldado norteamericano, el sargento Ivan Frederick, de 38 años, involucrado en el escándalo de la prisión de Abu Ghraib, se declaró culpable el miércoles ante una corte marcial de Bagdad de cinco cargos, incluidos los malos tratos a prisioneros iraquíes.