Gaza, lecciones de una matanza

Gaza, lecciones de una matanza

José Núñez

Con “Plomo Fundido” Israel transformó la Navidad de Gaza de 2008 en un infierno al matar más de 1,500 palestinos en una enorme cadena de ataques.

Y ahora, con la operación en curso “Espada de Hierro” contra Hamás por los ataques del 7 de octubre, Israel ha matado más de 17 mil palestinos, mitad niños, según el Ministerio de Sanidad palestino.

En medio del fuego y suma de muertes, se podría ir evaluando lecciones del sangriento conflicto. Una es lo muy en serio que los israelíes se han tomado los conceptos e ideas del pionero del sionismo Theodor Herzl de sentirse superiores o elegidos por un dios.

El mismo primer ministro Benjamín Netanyahu y el ministro de Defensa, Yoav Gallant, han calificado de bárbaros, salvajes o animales a los palestinos. Un discurso parecido usó el entonces primer ministro Ariel Sharon. (Gaza misma es una cárcel a cielo abierto de 2.4 millones de “prisioneros” en 360 kilómetros cuadrados).

También se confirma que Israel es una cuña implantada a sangre y fuego por las potencias de Occidente entre las naciones árabes.

Historiadores israelíes como Yitzhak ben Zvi o el segundo presidente de Israel, David ben Gurion, sabían que los “palestinos son los auténticos descendientes de los judíos antiguos”. Pero decir esto hoy día sería un escándalo.

Y otra lección a tomar muy en cuenta en esta crisis es que como Israel es un arsenal -bien resguardado por EEUU- , y Hamás una milicia, vale la pena recordar la sentencia de Mao al señalar que “el poder nace de la boca del fusil”. E Israel es quien tiene el fusil.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas