Gobierno tiene atrasos en fondos para sector salud

http://hoy.com.do/image/article/217/460x390/0/EBC63AD1-734E-4BFF-8082-A47E2425140D.jpeg

El Gobierno tiene atrasos en la erogación de fondos de contrapartida para préstamos y donaciones que otorga al país el Banco Mundial, afirmó ayer el doctor Patricio Márquez, representante en el país.

El funcionario habló con los periodistas tras la firma de un convenio con el Consejo Presidencial del SIDA (COPRESIDA), el Consejo de Administración de la Casa Vicini y el Instituto Dominicano de Desarrollo Integral (IDDI).

La mayoría de esos retrasos están relacionados con las partidas destinadas al renglón Salud, dijo Márquez, quien sin embargo no pudo ofrecer la cifra exacta.

El funcionario se refirió al proyecto de US$30 millones que está destinado a financiar programas educativos para la población infectada del SIDA.

“El proyecto comenzó a ejecutarse en el año 2002, pero todos sabemos que ha habido muchos problemas, aunque ha habido un flujo de contrapartida”, dijo.

Insistió que los retrasos del Gobierno se deben a las dificultades económicas que tiene el país. Dijo que en los próximos días el Banco Mundial revisará la ejecución de esos proyectos.

Indicó que la Fundación Clinton ha estado brindando numerosos insumos, los cuales apoyan las contrapartidas de los préstamos y donaciones del Banco Mundial.

[b]EL CONVENIO FIRMADO[/b]

Tras la firma del convenio, Juan Bautista Vicini Lluberes y el doctor Luis Emilio Montalvo hablaron de la incidencia del virus en la zona Este, pero sobre todo en los bateyes.

De acuerdo a la última encuesta Demográfica y de Salud (ENDESA) 2002, los bateyes tienen un 5 por ciento de incidencia en la enfermedad.

El 12 por ciento de los hombres que residen en la zona de los bateyes está contaminado por la enfermedad.

El país recibió un préstamo de US$25 millones para la lucha preventiva y el control del SIDA, pero el Gobierno debe destinar la suma de US$500,000.

De su lado, Vicini Lluberes dijo que su grupo está sensible a que el SIDA es un asunto de desarrollo, razón por la que asumen trabajar por el control y prevención de la enfermedad.

El impacto económico del VIH/SIDA es estimado en el 2 por ciento del Producto Interno Bruto, y ha sido subestimado, dijo el representante del Banco Mundial.

A su juicio, no se ha contabilizado el efecto nocivo de esa epidemia para la economía.

Indicó que la acción de enfermar y morir de las personas tiene un efecto catastrófico en las familias, debido a que se reduce el ingreso familiar, lo que lleva al empobrecimiento.

David Luther, director del IDDI, institución escogida para implementar el trabajo en los bateyes aseguró que esa es una de las tareas que mayor satisfacción le producen.

Sin embargo, todavía no se ha precisado la cifra que destinará el convenio a la lucha contra el SIDA en los bateyes.