Guzmán acude este sábado a la sede del PRSC para someterse a un acto de imprudencia

DSC_1573

El dirigente reformista Modesto Guzmán informó que con la frente en alto y por disciplina partidaria acudió este sábado al local de su partido, el Reformista Social Cristiano, como, según dijo, un verdadero reformista y balaguerista para ser sometido a lo que calificó un acto de imprudencia.

Dijo que asistió atendiendo a una citación del “llamado” Tribunal Disciplinario de su partido, el PRSC, y consciente de que la acción, que calificó de perjudicial para la unidad de la organización, tiene el interés de degradar a dirigentes connotados.

Guzmán, Alexandra Izquierdo y Rafaela (Lila) Alburquerque fueron suspendidos del Directorio Presidencial y de todas las funciones luego de ser sometidos al Consejo Nacional de Disciplina acusados de cometer supuestas faltas graves, por promover al candidato presidencial oficialista, Danilo Medina.

El sometimiento lo hizo el integrante del Directorio Presidencial Eddy Antonio ante el fiscal del PRSC, Joan Fernández. Fueron sometidos ante el Consejo de Disciplina que preside, Tomás Belliard.

Aseguró que esa acción es perjudicial para la unidad del PRSC, además de que contraviene con lo que ha sido la prédica y la filosofía del máximo líder del reformismo, el doctor Joaquín Balaguer, quien hizo un ejercicio de paciencia, de tolerancia y comprensión, y sobre todo de un partido abierto a todas las corrientes de pensamiento.

“Dice una máxima que no ofrende quien quiere sino quien puede. En ese sentido, les acopio de toda mi entereza. Asistiré con la frente en alto como un verdadero reformista y balaguerista a ser sometido a un acto de desconsideración y deberá quedar en la historia del partido. Ese no es el partido de Balaguer, ese no es”, manifestó Guzmán, en nota de prensa divulgada por su oficina política.

Guzmán llamó a la reflexión al presidente del PRSC, Federico Antún Battle, y a que preserve la unidad de los reformistas-balagueristas, ya que esa es su responsabilidad.