Hípica Por Dentro. “UN APARATO QUE REGISTA LAS CASTAÑAS DEL CABALLO “

Luis Márquez

( 7 de 8)
Cuando una niña de 10 años, de Colorado Springs, Colorado, aseguró haber visto a su caballo desaparecido en el corral de un vecino.
El vecino aseguró que era de su propiedad y para probarlo presentó un recibo de compra que le había dado una tercera persona.
La niña un chiquilla curiosa, con espíritu de ardilla, un tiempo atrás había pelado cuidadosamente tres castañas al estar bañando a su caballo. El fiscal llamó a Vern Taylor como perito experto y Taylor como perito experto pudo satisfacer a la corte al asegurar que las castañas presentadas por la niña eran exactamente iguales a las del caballo en cuestión.
Al ser confrontado con esta prueba, el vecino confesó que había falsificado la nota de venta. La niña recuperó su caballo.
Un método seguro de identificación de equinos podrá descubrir fácilmente caballos robados. En el pasado muchos robos no fueron denunciados, algunas veces porque los propietarios no sabían cómo identificar a sus caballos, o debido a que no tenían dinero para entablar un juicio. Quienes denunciaron los robos fueron recibidos fríamente por los oficiales de la ley debido a que muchos caballos se parecen especialmente cuando quien los ve es un policía que nada sabe de caballo, según informe.