IMPACTO DEPORTIVO
Miguel Tejada no es el único caso en pelota RD

http://hoy.com.do/image/article/31/460x390/0/1112E82F-2554-4091-962D-6A967F168EE5.jpeg

Algunos lectores fanáticos de las Aguilas Cibaeñas se pusieron “guapitos” por el comentario que hice sobre el estelar jugador Miguel Tejada. Resumo: Yo dije que hay peloteros como Miguel Tejada, que llegan a un nivel de estelaridad que ya no necesitan jugar pelota invernal.

¡No es nada nuevo!.

Dije que presumía que Tejada quería descansar este año, pero que ante una “presión pública” probablemente tenga que jugar para evitar “críticas”.

Tampoco es nuevo. Durante los seis meses de la campaña de Grandes Ligas, decenas de periodistas le hicieron la misma pregunta: ¿Jugarás con las Aguilas?.

El hombre no tuvo más remedio que decir SI.

Ahora bien, también señalé que los escogidistas no le pueden pedir que juegue a Sammy Sosa ni los liceístas a Pedro Martínez que lance.

Pero eso también pasará con David Ortiz y los Leones. Llegará un momento que su estelaridad y deseos de descansar lo sacará de la pelota de RD.

¡Y eso hay que entenderlo!.

De manera que a mi gente de las Aguilas que no se “ofendan” por todo. Y recuerden: “Las discusiones de pelota” son “discusiones de pelota”.

¡Y nada más!.

Atención Gómez Pepín: ¡ganar es lo que importa”

Leí, como todos los días, la columna “Pulsaciones” de Radhamés Gómez Pepín y ayer planteó un tema muy interesante y trascendente.

Gómez Pepín mostraba preocupación de que en Estados Unidos se pudiera perder el interés por el béisbol ante el gran dominio de los extranjeros.

Su comentario se produce al comprobar que los equipos están repletos de extranjeros que cada día son mejores y se roban el “show”.

Mi opinión es que nunca se producirá un “colapso” por ese fenómeno. ¿Por qué?. Primero, es una meta de las Grandes Ligas globalizar el béisbol.

Segundo, son las organizaciones las que se instalan en el mundo con academias para tratar de captar la mayor cantidad de extranjeros.

Y tercero, Estados Unidos está formado por gente de todas partes del mundo, y ese público siempre consumirá el producto del béisbol.

Pero la clave es la siguiente. Lo más importante en el negocio es ganar.

Cuando un equipo es ganador, sale beneficiada la ciudad, el dueño de equipo, los fanáticos están felices y ni hablar de los jugadores.

Si Boston pudiera hacer un conjunto con extranjeros, y eso fuera una garantía de que ganarían, por primera vez en casi un siglo, harían las gestiones.

Para todo el que interviene en el béisbol, lo principal es triunfar. Identificar quiénes fueron los héroes es algo secundario.

De todas formas, la inquietud de Radhamés es válida y muy interesante.

Alvarito, a Barry Bonds NO, por favor

Mi apreciado amigo, Alvaro Arvelo hijo escribió ayer en su columna “Cápsulas” de El Nacional, sobre los mejores jugadores de todos los tiempos.

Alvarito comparó a Barry Bonds con gente como Ted Williams, Ty Cobb, Willie Mays, Mickey Mantle, Reggie Jackson, Frank Robinson y Babe Ruth, entre otros.

Yo difiero de Alvarito por poner a Bonds en ese grupo. ¿La razón?. Bonds podría terminar su carrera como un gran “impostor”.

Las denuncias de que ha usado esteroides son cada día más serias. El pasado sábado, el entrenador de Bonds, dijo que él usó esteroides.

Eso indica que habría jugado “sucio”. Visto así, no merecería ser considerado entre los grandes, ni mucho menos el mejor de todos los tiempos.

Impactodeportivo@hotmail.com