Impacto económico de la gripe porcina

http://hoy.com.do/image/article/421/460x390/0/510112EC-3D2E-4229-A147-297FA32DF6EC.jpeg

La expansión del virus de la influenza porcina ya es imposible de contener. Se estima que el virus A (H1N1) ha contaminado a más 13,000 personas en 43 países y ha causado unos 100 muertos. Pero como aún no se ha decretado una epidemia global, analistas ya están construyendo escenarios e intentando comprender la situación a partir de hechos similares recientes. Se estima que si la experiencia de la gripe porcina no logra convertirse en una “pandemia”, y logra parecerse más a otras situaciones en que el virus se sitúa en tasas de mortalidad entre 9.5% y 7%, no se esperarían serias consecuencias económicas. En este caso, el impacto más bien recaería solo en la industria de los servicios de los países afectados (industrias aeronáutica, turística y de esparcimiento, principalmente). En cambio, si el actual virus se convierte en “pandemia”, en el mundo se esperarían fuertes impactos en el lado de la oferta, como en la industria manufacturera.

Los expertos afirman que el virus que ha causado la epidemia que se originó en México puede seguir mutando y convertirse en una pandemia. Y por eso, el mundo está ante una fuerte expectativa de lo que pueda suceder. En los últimos cien años hay evidencia de varios casos vinculados a epidemias asociadas a infecciones respiratorias, siendo la más dramática la “influenza española” de 1918. La globalización ha provocado un incremento en la proliferación y la frecuencia de estas enfermedades. Las últimas infecciones severas desde la de 1957 en Asia, han sido 1968 en Hong Kong, 1994 en La India; el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS) de Hong Kong en 1997 o la gripe Aviar en China del año 2002 que infectó al año siguiente   28 países.

¿Qué es la gripe porcina?  La gripe porcina es una infección respiratoria aguda y muy contagiosa de los cerdos. Esta gripe es causada por alguno de los varios virus gripales de tipo A de esa especie. En el actual brote, el cerdo recibió el virus influenza de las aves y de los humanos, y en su organismo se generó una nueva cepa, que transmitió al hombre y que comenzó a contagiarse entre personas. Así, las cepas del virus A de las aves se combina con las cepas del virus A de los humanos, formándose una nueva variante del virus, conocido como el “virus A recombinado” (H1N1). Con respecto a la transmisión con los humanos, si el virus tiene alta afinidad con el organismo humano se disemina con rapidez a las personas sanas a través de  estornudos y la tos de los infectados.

 El virus de la influenza porcina es un virus distinto a los conocidos, por lo que el sistema inmune del ser humano no cuenta con ninguna defensa para contrarrestarlo. Todas las epidemias que se han desatado en el planeta (10 de influenza en los últimos 300 años y la del sida) surgen por la transmisión de un agente infeccioso de los animales al hombre. En la peste bubónica, por ejemplo, la pulga de la rata traspasó al ser humano una bacteria, provocando la muerte de un tercio de la población de Europa en el siglo XIV. Compartimos 42 enfermedades con los cerdos, 50 con  vacunos, 65 con  perros, 46 con ovejas y cabras, 35 con caballos y 26 con aves  corral.

Que muera gente en un episodio de gripe, sea porcina, aviar o estacional no debe  de extrañar. todas las gripes producen mortalidad en los grupos susceptibles. Lo que preocupa ahora es que la enfermedad nos encuentra a todos sin experiencia previa con este virus. Por lo tanto, todos somos susceptibles de poder padecer la enfermedad. Hasta ahora, más de 2,000 años después de que fueran identificados los síntomas de la enfermedad, la ciencia no ha logrado encontrar la forma de “domar” al virus que la causa. Esto es una lucha de supervivencia de especies. El virus necesita células humanas para reproducirse y seguirá buscando las maneras de poder subsistir.

La principal arma de estos virus de influenza es la facilidad con que logran propagarse. Tanto en los puercos como en el ser humano, la influenza se replica en el tracto respiratorio y se transmite por medio de secreciones respiratorias. La gente puede contagiarse tanto por la suspensión de partículas en el aire (por estornudos o tos), como por superficies contaminadas. Y tal como señalan los expertos, ahora que la nueva variante del virus H1N1 se está propagando en la población humana, el virus puede continuar evolucionando en formas que cada vez podrán transmitirse más fácil entre  personas y en formas que pueden ser cada vez más peligrosas.

El impacto.  El Banco Mundial realizó recientemente un ejercicio sobre cuáles serían los efectos de una pandemia de gripe porcina. El informe estimó que la epidemia global podría matar esta vez a 71 millones de personas y restar al Producto Interno Bruto (PIB) global unos US$ 3 billones (millones de millones) o un 4.8% de éste. Analistas consideran que pérdidas de esa magnitud claramente enviarían a la economía global a una depresión. Además, en medio de una economía global que aún no habría tocado fondo en su desaceleración, el reciente brote de gripe está generando tanto pánico en los mercados financieros como en México, epicentro de todo el fenómeno. Las estimaciones del Banco Mundial no son muy auspiciosas. Una pandemia “suave” mataría a 1.4 millones de personas y reduciría el PIB global en 0.7% en su primer año, mientras que una “moderada” (14.2 millones de muertes) lo rebajaría en 2%. El caso “severo” es aquel de los 71.1 millones de fallecimientos, con una caída del producto mundial de 4.8%.

A menos que sea contenido rápidamente, es probable que el brote de gripe porcina que se produjo en México y que está haciendo sonar campanas de alarma en todo el mundo tenga consecuencias económicas, políticas y de seguridad. Hasta ahora el impacto económico del virus se ha desarrollado en tres frentes: a) en una caída entre 4 y 4.5% de la propia economía mexicana, pues la capital y sus alrededores, que representan 20% de la economía del país, quedaron prácticamente cerradas al ordenarse la suspensión de actividades en restaurantes, cines y otros lugares públicos. Mientras tanto, la reducción en los viajes, afectará la industria turística mexicana, que es la tercera fuente de ingresos del país después del petróleo y las remesas familiares; b) en las consecuencias sobre la recesión global, pues si bien la mayoría de los economistas predicen que la recesión mundial tocará fondo hacia fines de este año o principios del próximo, una fuerte contracción del turismo, de la industria alimentaria y del transporte, podría demorar la recuperación. Según estimaciones del Banco Mundial, una pandemia de gripe podría provocar una caída de 5% de la economía mundial; y c) en las presiones inmigratorias,  si la economía mexicana se contrae, no es descabellado pensar que jóvenes mexicanos  buscarán mejores oportunidades en Estados Unidos. Además, la crisis de la fiebre porcina complicará los planes del presidente Barak Obama de aprobar una reforma inmigratoria integral este año.

La economía global está tan interrelacionada que un evento en una parte del mundo tiene consecuencias en el resto del planeta. Los mercados internacionales han estado registrando algunas pérdidas provocadas por la caída en las acciones de las aerolíneas, agencias de viajes y hoteles. Aun así, el mundo está a la espera de si se comprueban más casos en otros países y de cuán afectado se vea el sector turismo. Hace un año el Banco Mundial estimó que de presentarse una pandemia de influenza ésta podría costar US$3 billones a la economía global, provocando una caída de 5% en el crecimiento mundial. Hace seis años, cuando apareció el brote de gripe aviar, se estimó que sólo la región asiática perdió US$80,000 millones. En 2007, el Foro Económico Mundial publicó un informe sobre potenciales riesgos globales.

La cifra

41.92%

 ha sido la tasa  de crecimiento promedio de la producción de carne de cerdo de la RD entre 1987 y 2002, representado el 3.9% de la producción ganadera. En ese periodo, la producción ganadera ha promediado 4.2% del PIB.

Zoom

Remedio económico

El presidente de México, Felipe Calderón, anunció un plan para impulsar la economía tras el brote de gripe porcina que ha dejado más de 30 muertos en el país y ha paralizado la actividad económica. Para poder contener la propagación del virus, las autoridades mexicanas suspendieron la mayoría de las actividades públicas y privadas, afectando la vida cotidiana y la actividad productiva. Se estima que los costos de la epidemia rondarán los US$2,300 millones. Por ello, anunció un plan para hacer frente a las consecuencias económicas del brote, que incluirá estímulos fiscales para empresas como las líneas de cruceros que hacen escala en las playas del país, con el fin de reactivar el turismo. Los estímulos fiscales ascenderán a un monto de US$1,315 millones, y estarán dirigidos sobre todo a las pequeñas y medianas empresas más afectadas.