Infanta Cristina, hermana del rey, absuelta, y su esposo, condenado a cárcel

Madrid. La infanta Cristina, hermana del rey Felipe VI, fue absuelta hoy mientras su esposo, Iñaki Urdangarin, fue condenado a seis años y tres meses de cárcel por un caso de corrupción.

La infanta fue sentenciada, no obstante, a pagar junto a Urdangarin 265.000 euros (unos 282.000 dólares) en calidad de corresponsable civil a título lucrativo.

Las sentencias, anunciadas por el Audiencia de Palma (Islas Baleares), que los ha juzgado junto a otras quince personas por desvío de fondos públicos, entre otros delitos, pueden ser recurridas ante el Tribunal Supremo.

La primera reacción llegó de la propia Casa del Rey, cuyo portavoz expresó el “respeto absoluto a la independencia del poder judicial”.

El abogado de la infanta Cristina, Miquel Roca, afirmó que la hermana del rey “ha recibido con satisfacción” el fallo de la Audiencia de absolverla, aunque ha mostrado su “disgusto” por la condena a su esposo porque “sigue creyendo en su inocencia”