Isidro Gutiérrez, medio siglo de tramoya

A la edad de 17 años, cuando llegó a Santo Domingo en busca de nuevos horizontes desde su natal San Francisco de Macorís, ser ayudante de tramoya (máquinas o artificios que se utilizan en  la televisión y teatro para el cambio de escenografía), fue la primera oferta de trabajo hecha a Diógenes Isidro Gutiérrez Núñez, el más antiguo y destacado tramoyista del país.

Sus inicios se remontan al año 1954 como ayudante de Jhon García, entonces encargado de  diseñar, montar y manejar las tramoyas de La Voz Dominicana, hoy CERTV, Canal 4.

García, calificado por Isidro como el mejor tramoyista del país, le da la oportunidad de entrar al manejo de este peculiar oficio y así rápidamente oficializó un matrimonio sin divorcio con ésta profesión.

“Yo comencé este oficio en el año 1954 como ayudante y desde entonces siempre he sido tramoyista”, sentenció.

Aseguró estar satisfecho con la trayectoria que ha tenido su vida, de la que ha dedicado más de la mitad a “bregar” con escenografía y maquinarias relacionadas con este trabajo que con el transcurrir del tiempo, aunque parezca paradójico,  se va haciendo más complejo, como lo afirma el propio Isidro.

“Ahora las maquinarias  e instrumentos con lo que se efectúan los cambios de escenografía son más pesadas que antes”. 

Contrario a lo que creen algunos que con los adelantos de la técnica se incrementarían las posibilidades de innovación y por ende de facilitar  la tramoya.

En la actualidad, Gutiérrez Núñez es el encargado “jefe” de montar la escenografía a todos los programas transmitido en Color Visión, Canal 9, donde lleva 37 años.    Con 70 años de edad y la satisfacción de servir desde esa área al desarrollo de la  televisión criolla, manifestó la queja de no haber conseguido una pensión con  el gobierno.

Zoom

Algo más

Económicamente

Aunque no tiene fortuna, este oficio le ha dado la satisfacción de ver crecer a sus siete hijos, los cuales ha mantenido con su trabajo como tramoyista.

Reconocimientos

Agradeció a la administración de Color Visión  y al premio “El guachpitazo de oro”,  las únicas  distinciones que tiene.