Jack Michael Martínez “No pude ir a la NBA, Ni a Juegos Olímpicos”

18_03_2019 HOY_LUNES_180319_ Deportes2 B

Todo joven en el deporte tiene sueños y Jack Michael Martínez tuvo dos que no lo pudo materializar: Jugar en la NBA y en llegar a unos Juegos Olímpicos, donde estuvo bien cerca en ambos casos.
Manifestó que a estudiar en la ciudad de los Angeles junto a Amaury Filión y Franklin Matos, pero tuvieron que regresar por problemas de su estadía y todo se quedó en sueños.
“Ya teníamos promesa de nuestro entrenador de que podíamos buscar el salto del Colegial a la NBA, pero no se pudo”, expuso.
Acotó que llegó a los Angeles con el grado de tercero del bachillerato, pero que allá lo inscribieron en primero para que hiciera el bachillerato completo.
“Migración se enteró y querían hablar con nosotros, por eso optamos de durar dos días manejando de Los Angeles a Miami para regresar a Santo Domingo y no tener problemas”, opinó.
Dijo que esa beca la consiguió gracias a su amigo, Henry Lalane. Recordó que al regresar a Santo Domingo, después de esa experiencia, entonces se dedicó a reforzar en las diferentes Ligas Profesionales tales como Italia, Francia, Venezuela y Puerto Rico.
Sobre los Juegos Olímpicos. Jack Michael recalcó que en el Pre-Olímpico de 2011, tenían amplias posibilidades de clasificar a las Olimpiadas de Londres 2012, pero Nigeria se les cruzó en el camino en un partido digno para el olvido.
“Nosotros teníamos todo para ganarle, el entonces dirigente John Calipari nos dijo que estaba prohíbido que los jugadores de Nigeria penetraran, que lo dejaran tirar de distancia”, dijo.
Comentó que con ese arsenal de tiros de tres y de media distancia, “fue que nos mataron y nos dejaron en el camino”.
Jugó en todos los Superiores, menos en SPM. Manifestó que en su carrera como refuerzo en los Torneos Superiores de la República Dominicana, fue contratado para jugar en la gran mayoría, menos en San Pedro de Macorís.
“Nunca jugué en el Superior en esa popular provincia del país y no se por qué fue, no se que pasó”, subrayó.
No olvida fue Novato y JMV en 1999. Sentenció que jamás olvidará que se llevó en el Distrital ambos premios, él único en hacerlo, hasta ahora, ya que el record se mantiene vigente.
CentroBasket 2004, su salto internacional. Comentó el fornido exjugador de 6’7 de estatura, que haber ganado medalla de oro en el Torneo Centrobasket 2004 y ser el Más Valioso en el Palacio de los Deportes, le representó su lanzamiento hacia el basket internacional.
“Comencé a reforzar en varios países y dar a conocer mi talento en esas ligas”, agregó.
Precisó que reforzó en las Ligas Profesionales de Italia, Francia, Venezuela, y Puerto Rico, entre otros.
Adujo que se está preparando para seguir ligado al deporte en otras facetas.
“Estoy leyendo mucho para eso”, indicó Jack Michael.
Una anécdota con el Grillo Vargas. Una de las cosas graciosas que le pasó en su carrera, recuerda Jack Michael, fue en una ocasión que estaba reforzando en la Liga Profesional de Venezuela y su amigo, José – Grillo- Vargas lo llamó para que se uniera a su equipo en la Liga de Brasil.
“El me dijo que había una X cantidad de dinero para que me fuera para Brasil y le dije que no, que ya tenía trabajo en Venezuela”, sentenció.
Expuso que minutos más tarde le envió una copia del contrato que tenía en Venezuela, cuyo salario superaba por mucho a lo que Grillo Vargas le ofertaba y la respuesta de Grillo fue:
“Mi hermano, cuando quiera un agente, me avisas, no hay problemas, quédate ahí tranquilo”, se sonrió de buenas ganas el ex-capitán, considerado un hombre de temperamento fuerte.
Su tío Soterio. Dijo que cuando acompañaba a su tío, Soterio Ramírez, en San Lázaro, siendo un chiquillo, le cargaba los bultos para entrar al Palacio y eso no lo olvida.
“Carlos Martínez y Ricardo Vásquez me daban los suyos y andaba muy cargado”, enfatizó. Proclamó que esos días que iba al Palacio con su tío Soterio, eran noches mágicas porque veía a sus ídolos del basket en acción. Al margen de su temperamento, Jack Michael es apreciado como un gran jugador