Jaime David listo para optar por la presidencia

http://hoy.com.do/image/article/50/460x390/0/15A24121-C951-44FA-A045-E3C192FF2AE7.jpeg

POR ROSA ALCANTARA
Las estrategias políticas diseñadas por ex vicepresidente de la República, Jaime David Fernández Mirabal, son claras. Los pasos que da van dirigidos a convertirse en uno de los potenciales candidatos presidenciales del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) para el período 2008-2012, y por ende en posible sucesor del hoy presidente de la República, doctor Leonel Fernández.

Según sus propias palabras, las materias de senador y vicepresidente fueron asignaturas aprobadas por él, por lo que descarta repetirlas. Dice que se ha preparado para ser Presidente de la República y de alguna manera tiene las ideas claras y las conductas para hacer las cosas bien.

No aceptó cargos en su gobierno, específicamente ser titular de la secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, por considerar que no todos los peledeístas tienen que ir a la administración pública.

“El PLD tiene que ser lo suficientemente inteligente para asegurarle al pueblo que como partido es el sostén político del gobierno pero al mismo tiempo vocero de la sociedad”, señala Fernández Mirabal.

Entrevistado por reporteros de HOY, Fernández Mirabal considera que el PLD debe actuar en torno al descreimiento que tiene la población frente a las otras fuerzas políticas, en el sentido de que si siente que sus expectativas no les fueron llenadas por la gestión peledeísta piense en buscar la alternativa dentro de su partido y no fuera de él.

Aunque favorece que el presidente Fernández deje en sus puestos los funcionarios del gobierno que tengan buen desempeño en sus funciones públicas, se opone a la reelección presidencial “aunque el presidente lo haga bien”, por considerar “que las instituciones del país no son las suficientemente sólidas como para garantizar que un mandatario que se quiera reelegir no use los recursos del Estado para ello, lo que es preocupante”.

Fernández Mirabal considera extemporáneo abordar el tema de la reelección, empero ha hecho común una frase dicha por él en términos beisbolísticos “cuando hay dos pitchers buenos de un mismo equipo y el otro está lanzando, que es el caso del compañero Leonel, mi apuesta es que él lance los 9 inning bien para que la serie continúe y yo aspirar a ser el próximo abridor”.

Dijo que el PLD es un proyecto político colectivo que Juan Bosch formó como partido para construir un proyecto de nación y “no necesariamente una sola persona tenga las características para conducir ese proyecto político en el buen camino de construir un buen proyecto de nación donde se puedan corregir las grandes deblidades que tenemos hoy como sociedad dominicana”.

Aunque no tiene cargo en el gobierno, Fernández Mirabal dice que se siente parte de él, por lo que asumirá las buenas acciones y las que pudieran ser malas. “Yo no quiero que juguemos el rol de ser gobierno y oposición al mismo tiempo, no quiero jugar el rol de ser el Jorge Blanco de Don Antonio; el Jacobo Majluta de Jorge Blanco, en esa otra organización los intereses particulares están por encima de los intereses colectivos”.

Manifiesta que su mayor responsabilidadad es ayudar para que el gobierno cumpla el programa de gobierno que el partido morado ofertó a la población durante la campaña del 2004.

Entiende que todo lo que haga para ayudar a que el gobierno salga bien es un preparativo para la próxima candidatura.

NO ASPIRA SER CABEZA DE GRUPO

En un momento determinado, precisa Fernández Mirabal, tratará de producir corrientes de pensamiento, no cabeza de grupos, sino un dirigente del PLD que produce ideas, que orienta a la militancia, pero al mismo tiempo que tiene el interes general por encima del particular.

Para el dirigente peledeísta en el PLD se debe reafirmar la unidad en la diversidad para fortalecer al partido y poder mantenerse en el poder.

Asegura que el presidente Fernández ha sido el gran beneficiario de las luchas de los grupos en el PLD, dícese Jaime-Danilo, porque luce por encima de las mismas.

En el fondo, dice el dirigente peledeísta, la preocupación no son los grupos sino de ciertas debilidades del amiguismo.

“Eso es más preocupante. El problema no es de grupos sino a veces de que hay amigos que tienen más poder que los propios dirigentes del partido”, advierte.

Admite que muchos de los que le apoyaron en su proyecto político por la candidatura presidencial del PLD frente a Fernández, están en el gobierno, así como otros muchos se encuentran aún sin empleos en la administración pública.

“Leonel ha escogido en el gobierno a los compañeros con el que el se siente más comodo, funcionarios y personalidades, y el papel de nosotros es apoyarlo y apostar a que hagamos un buen gobierno y si ahay alguno de ellos que demuestran debilidades, el Presidente tiene la capacidad y el poder para corregir esas debilidades”, indica.

EVALUACION DE DESEMPEÑO

Propone que el presidente Fernández haga una evaluación de desempeño de los funcionarios del gobierno, ya sea mensual, cada seis meses o anual, a los fines de que se mida mediante encuestas, estudios, informes y otros métodos de investigación cual es el desenvolvimiento que tienen los ministros de la actual gestión en el desarrollo de sus funciones.

PERFIL BAJO

Jaime David Fernández Mirabal dice que se mantiene en perfil bajo y prefiere no entrar en el debate político por considerar que en este momento la apuesta de todo dirigente del PLD y de la sociedad en general debe ser a que el país marche bien.

Ha preferido contribuir con el gobierno asumiendo una posición de oidor del rey. Está en contacto y escucha a los diferentes sectores de la sociedad. Sus inquietudes se las transmite al presidente Fernández cuando se reúnen cada 15 días o mensual.

Tambin, dice, visita a los funcionarios del gobierno con frecuencia para canalizar las inquietudes de los diversos sectores, así como plantea soluciones.

Entiende que el gobierno y los funcionarios deben poner el oido en el corazón del pueblo, a los fines de que lo que escuchen les permita tomar decisiones con mucho más racionalidad, equidad y diversidad de posiciones.

PIDE ESCUCHEN A LAS BASES

También Fernández Mirabal aboga porque el gobierno y los funcionarios escuchen a todas las bases del partido, a todos los dirigentes medios porque eso profundiza más y amplia el sentido de participación de los diferentes sectores.