Jefe DNCD pondera labor realizada por Hogar Crea en favor de jóvenes adictos

http://hoy.com.do/image/article/672/460x390/0/4CEADDCF-09EF-4536-B7A1-892E3C5C2B2B.jpeg

El presidente de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) aplaudió ayer tarde la labor realizada por Hogar Crea Dominicano, institución que reinsertó unos 250 jóvenes a la sociedad dominicana, iniciativa que el mayor general Rolando Rosado Mateo describe como un ejemplo para que otros tengan fuerzas de voluntad para someterse al tratamiento correspondiente.

Rosado Mateo, quien pronunció las palabras centrales del acto, efectuado en el Salón Independencia del Ministerio de las Fuerzas Armadas, dijo que rescatar vidas humanas no tiene comparación, sobre todo si se trata de jóvenes, al tiempo de sugerir a las familias de los reeducados que les ofrezcan el apoyo necesario para que no corran el riesgo de reincidir en el consumo de estupefacientes.

“Este es un ejemplo de que sí se puede. Si ustedes pudieron, si sacaron fuerzas para ingresar a Hogar Crea, porque otros no pueden hacerlo. Esta es una demostración palpable de que sí se puede”, insistió el jefe antidrogas, quien era interrumpido por los aplausos de los varios centenares de internos y sus parientes que acudieron al concurrido acto para apoyar a los reeducados.

Destacó, igualmente, el esfuerzo hecho por el presidente de Hogar Crea, Leopoldo Díaz, quien lleva 37 años trabajando para que miles de jóvenes, hembras y varones, hayan podido volver a ser útiles a la sociedad dominicana. “Rescatar vidas humanas jóvenes es uno de los mayores aportes que les pueden hacer al país”, destacó el mayor general Rosado Mateo en su discurso improvisado.

Además de Rosado Mateo, a la actividad asistió la presidenta del Consejo  Nacional de Drogas, Mabel Féliz Báez, mientras llamó la atención la ausencia de instituciones como la Procuraduría General de la República, los ministerios de Salud Pública y la Juventud, entidades que de alguna manera tienen que ver con la labor social de reeducación de personas adictas a las drogas.

“Nosotros lamentamos que esas entidades no hayan enviado a nadie para que se percaten del trabajo que venidos haciendo, aún sea con las uñas”, dijo el presidente de Hogar Crea. Los 250 reeducados provienen de los 43 hogares que tiene diseminados la institución por todo el país, donde a diario se reciben solicitudes de jóvenes de diferentes edades que están dispuestos a volver a la vida sana.

También llamó la atención que entre los 250 reinsertados a la sociedad dominicana se encuentran dos menores, de 14 y 15 años, quienes también pusieron todo y su empeño, igual que sus familiares, para asimilar los programas terapéuticos que se imparten en el hogar donde estaban bajo tratamiento. “Con la ayuda de Dios vamos a seguir logrando triunfos como este”, agregó Díaz.