José Guillén será sexto bate

TEMPE, Arizona.— El dirigente Mike Scioscia no ha fijado un quinto hombre para su rotación abridora, pero ya decidió quién ocupará el importante quinto puesto en la alineación: Troy Glaus. José Guillén será sexto y Tim Salmon el séptimo.

Guillén ha sido el bateador más caliente de los Angelinos esta primavera, con promedio de .389, seis jonrones y 15 empujadas. Pero Glaus, quien fue limitado a 91 juegos debido a una lesión en el hombro en el 2003, tiene un mejor porcentaje de embasarse de por vida (.357) que Guillén (.315) y es considerado un mejor corredor de bases.

Glaus, quien bateará detrás de Vladimir Guerrero y el cuarto bate Garret Anderson, promedió 106 anotadas por año del 2000 al 2002; Guillén nunca ha anotado más de 77 carreras en una temporada. Glaus también ha promediado 102 transferencias por temporada del 2000 al 2002; Guillén tiene 120 transferencias en seis años en medio en las mayores.

“Queremos que Troy esté en un puesto en el que pueda preparar más las cosas y ser un productor de carreras”, dijo Scioscia. “El toma sus transferencias, empuja carreras y corre bien las bases. Además, tendremos dos buenos bates detrás de él”.

Lo más importante, el poder considerable de Glaus – promedió 39 jonrones del 2000 al 2002 – impedirá que los oponentes dejen de lanzarle a Anderson.

“Nunca he sido un tipo que necesite a alguien detrás para batear bien”, dijo Anderson. “Es más no me dan transferencias. Si quieren lanzar alrededor, me transferirán, pero no puedo hacer nada con bases por bolas intencionales. Esas son situaciones en las que se necesita un buen bate detrás”.

Versión (Dionisio Soldevila Brea).