La Asamblea Revisora no pudo sesionar ayer

http://hoy.com.do/image/article/416/460x390/0/EFE9AB12-97DA-4B1F-9960-4C49A97CDE85.jpeg

La Asamblea Revisora no pudo sesionar ayer debido a que una hora y 20 minutos después del tiempo previsto para iniciar los trabajos, el quórum no se había completado. Ante este hecho el presidente de la Asamblea y del Senado, doctor Reinaldo Pared Pérez, decidió convocar a los asambleístas  para esta tarde. “Yo creo que hay que sentar un precedente, porque se ha convocado para las 3:00 de la tarde y ha pasado más de una hora y 20 minutos, y no hubo quórum por culpa de algunos senadores que faltaron”, dijo el legislador. Sobre el particular, la asambleísta Minou Tavarez declaró que le parecía que la actitud del presidente de la Asamblea Revisora estaba inspirada en la molestia que le causa la tardanza, sobre todo de los senadores.

Aunque la tardanza de los legisladores a las sesiones para conocer  la reforma constitucional se ha hecho una constante, el presidente de la Asamblea, Reinaldo Pared Pérez,  decidió ayer ponerle coto al problema, levantando la reunión antes de iniciarse, por falta de quórum.

“Yo creo que hay que sentar un precedente, porque se ha convocado para las 3:00 de la tarde y ha pasado más de una hora y 20 minutos, y no hubo quórum por culpa de algunos senadores que faltaron”, expresó  en tono molesto Pared Pérez.

Y no era para menos, pues aunque para completar el quórum reglamentario de 107 asambleístas, 90 diputados y 17 senadores, solo faltaban 2 senadores, al momento del  último pase de lista no figuraron en el salón de la Asamblea 12 de los 23 del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

 Los presentes “ausentes”. A las 4:20 de la tarde cuando el presidente de la Asamblea Nacional anunció el levantamiento de la sesión donde estaba previsto conocerse los artículos 22, 23, 24, 25, 26 y 27 del proyecto de reforma constitucional, no estaban en el salón los senadores Charlie Mariotti, Juan Orlando Mercedes, Radhamés Peña, Tommy Galán, Prim Pujals, Francis Vargas, Diego Aquino, Heinz Vieluf Cabrera, Wilton Guerrero, Euclides Sánchez, José Ramón de la Rosa y Antonio Cruz Torres, todos del PLD.

  Tampoco estaban Roberto Rodríguez, Jesús -Chu- Vásquez, y Mario Torres, del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), ni Germán Castro, del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC).

La condena. La diputada Minou Tavárez Mirabal (PLD-Distrito Nacional) dijo que es “imperdonable” y un muy mal ejemplo que le dan los asambleístas al país con la suspensión de la sesión de ayer. 

Afirmó que  es justo ese tipo  de actitud que atenta contra la Asamblea Nacional y el logro de la Constitución que se quiere  y por la que se está  trabajando

“Me parece que la actitud del presidente de la Asamblea Pared Pérez obedece a su molestia por la tardanza, por la falta de compromiso, sobre todo, de los senadores que eran los que no habían hecho el quórum”, señaló.

La exhortación. El vicepresidente de la Asamblea Nacional, Julio César Valentín, llamó a los asambleístas a disciplinarse, porque no se puede hacer de la tardanza una norma.

 Les recordó que existe un contrato de televisión para la transmisión de las sesiones de la asamblea, y es injusto que  por ausencias justificadas o no, se pierda una o más de una hora del mismo.

“Lo único que puedo hacer es pedirles  a los honorables asambleístas hacer un esfuerzo por estar temprano a partir de mañana”, dijo Valentín.

Zoom

La vigilia

Mientras en el salón de la Asamblea Nacional se levantaba la sesión por falta de quórum, frente al Congreso decenas de miembros del Partido Unión Demócrata Cristiana (UDC) realizaba una vigilia, para demandar de los asambleístas  que la reforma constitucional se haga   en el marco del respeto institucional.

El temor

Luis Acosta Moreta, presidente de la UDC dijo que hay que evitar que el proceso de reforma constitucional se convierte en un “circo”, para que el pueblo no pierda el interés en un evento tan trascendental para  la vida de todos.

Iglesia pide asamblea no intimidarse

La Conferencia del Episcopado Dominicano pidió ayer a la Asamblea Nacional  no dejarse intimidar por los grupos que  llaman a la población a votar  en contra de los legisladores que rechazaron el aborto en el proyecto de reforma constitucional.

Asimismo, exhortó a los médicos que defienden el aborto argumentando que no sabrían qué hacer en caso de tener que  decidir  entre la vida de la madre y  de su bebe, acudir a la “Guía de atención a las principales urgencias obstétricas” editada por la secretaría de Salud Pública.

 En un documento entregado al presidente de la Asamblea Nacional,  Reinaldo Pared Pérez, la Iglesia Católica advierte a los asambleístas sobre “el juego semántico” que afirma,   se utiliza para disfrazar las pretensiones de imponer en  la Constitución dominicana el plan global de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), de control demográfico.

“Cuando no se puede introducir directamente la palabra ‘aborto’, su contenido está incluido en los términos ‘igualdad de género’, ‘perspectiva de  género’, ‘los derechos sexuales y reproductivos’, lenguaje presente en normativas de tratados internacionales de la Organización de las Naciones Unidas”, señala el Episcopado en su documento.

Dijo que el trabajo de la Asamblea Revisora “ha demostrado ser de avanzada y plural”, y que lo que sí significaría un atraso sería desconocer el valor de la vida desde el momento de la concepción y aprobar el aborto.

“Sabemos que están sometidos a muchas presiones nacionales e internacionales que les tildan de atrasados, oportunistas, politiqueros, doble moral, entre otros calificativos, de quienes no aceptan que el carácter sagrado de su investidura debe responder siempre a la verdad y a los intereses de la nación”, agrega el documento.

Sin embargo, afirma que quienes sostienen esa campaña en contra de los legisladores que se oponen al aborto, no han podido demostrar, desde la ciencia, en qué consiste el atraso que para ellos significa la aprobación del artículo 30 de la reforma constitucional.

Pide a la Asamblea Revisora no claudicar, asegurándole que en todo momento “nuestras oraciones y nuestra especial bendición para legislar de acuerdo al bien común de nuestro pueblo dominicano”.

El documento lo firman el cardenal Nicolás de Jesús López Rodríguez, y  Ramón Benito de la Rosa  Carpio, Juan Antonio Flores Santana, Roque  Adames Rodríguez, Fabio Mamerto Rivas, Jesús María  de Jesús Moya,   Jerónimo Tomás Abreu Herrera, Francisco  Arnaiz, José Dolores  Grullón Estrella,  Antonio Camilo González y Amancio Escapa.