La exhortación de un anciano con insuficiencia renal que recibió la vacuna anticovid

La exhortación de un anciano con insuficiencia renal que recibió la vacuna anticovid

Luis Martínez Laguna, es un envejecientes 73 años. Este martes acudió a las 7:00 de la mañana al centro de vacunación instalado en el Club Naco.

No solo su condición de «persona de la tercera edad» lo motivó a trasladarse de Sabana Perdida al Distrito Nacional para recibir la vacuna anticovid, también sus problemas crónicos de salud.

Martínez Laguna, a quien le gusta de manera especial que lo nombren con sus dos apellidos, padece de enfermedades cardiovasculares, hipertensión arterial e insuficiencia renal.

Padecer de todas estas enfermedades, principalmente insuficiencia renal, lo hace pertenecer al grupo de personas que representan mayor mortalidad frente al covid-19.

«Yo le digo a los que se hacen diálisis que no tengan miedo, que yo me la puse y me siento bien, perfectamente bien», dijo con entusiasmo.

Según declaraciones del doctor de nacionalidad española José Luis Górriz, (presidente de la Sociedad Valenciana de Nefrología) contenidas en el portal la Gaceta Médica, Los pacientes con enfermedad renal crónica son un colectivo de riesgo que ha presentado elevada mortalidad a lo largo de la presente pandemia. Basándose en la evidencia científica actual, estas personas, especialmente las que se encuentran en tratamiento sustitutivo renal (hemodiálisis, diálisis peritoneal o trasplante) son consideradas, por muchos motivos, un grupo prioritario para recibir la vacuna frente al virus SARS-CoV-2 causante de la COVID-19.

Martínez Laguna lo sabe muy bien y por eso, tener una pierna amputada no le impidió buscar el antídoto.

Sobre jornada de vacunación criticó que el personal destinado para inocular a los mayores es insuficiente para la cantidad de pacientes que se aglomeran en los puntos murales y extramurales.

«Hay que poner otro equipo más para acelerar la vacunación», acotó el anciano que de manera sarcástica manifestó que de todos sus problemas de salud, el que más le aqueja es la falta de dinero.

Así cómo Don Martínez Laguna, hubo ancianos que decidieron no solo quejarse de la improvisación y desorganización como se ha manejado la jornada de inoculación en varios centros, también valoraron las atenciones del equipo de vacunadores apostados en diferentes localidades del país.

«Aquí trabajan rápido, son eficientes y educados porque no he visto que le hayan hablado mal nadie», manifestó Erasmo Alberto, un adulto de 61 años que estaba en el área de observación luego de ser inoculado en el puesto de vacunación que funciona en el Hospital de los Billeteros.

«Ha sido ordenado, se le da la oportunidad a las personas de mayor edad», dijo un joven periodista que acompañó a su madre de 90 años a vacunarse en el Club Deportivo y Cultural San Carlos.

Publicaciones Relacionadas