La  Isabela en el olvido
La primera colonia europea busca  ser atractiva al turismo

http://hoy.com.do/image/article/337/460x390/0/750DEBB5-3772-4BD3-9850-6861B2618028.jpeg

LA ISABELA, Puerto Plata.  A pesar de que aquí se erigió la primera colonia europea del Nuevo Mundo, y es hoy lugar visitado por  miles de personas  al año,  el abandono y la miseria con  la que ha convivido esta comunidad es totalmente obvio, no obstante  los permanentes reclamos de sus habitantes.

Llegar a La Isabela es detenerse en el tiempo. Antes, cuando en los colegios solían armar  una de esas excursiones culturales, los  padres aconsejaban  por su experiencia  que  “esa carretera está en  muy mal estado, no es bueno que  vayan  para allá”, no obstante lo cual aprovechábamos  cualquier ocasión  para visitarla. De aquel tiempo a esta parte ha sido decepcionante volver a la Isabela, la que  guarda, callada, importantes momentos de nuestra historia.

Con excepción del tramo de carretera  que comprende desde la entrada de Guayacanes, cruzando el Mamey, Los Hidalgos, hasta llegar a la Villa La Isabela, la vía está en  perfectas condiciones,  por lo que  podemos darnos un baño de aire puro, disfrutar de una vista panorámica preciosa y armoniosa, árboles frondosos, y todo al pie de la montaña.

Cuando dejamos estos poblados y seguimos rumbo a las Ruinas de la Isabela Vieja, advertimos un  gran cambio ambiental.

Pésimas carreteras por donde sus moradores aseguran que  diariamente pasan  cientos de personas preguntando: ¿cómo llegamos a las ruinas? Ese es el víacrucis que se inicia para llegar a la que fuera la primera ciudad del  Nuevo Mundo porque no aparece una  señal  y hay que cruzar dos ríos.

Aunque el tiempo  ha consumido sus esperanzas, doña Iluminada reza todos los días tres avemaría, después de  haber sufrido un grave accidente, para ver si antes de morir podrá ver la carretera hecha y el puente terminado.

 “Yo nací aquí y ya tengo casi 68 años y todo es promesas y promesas de todos los Gobiernos

Nosotros estamos cansados de vivir en el total abandono”, lamenta. 

Otro de los que anhelan la construcción de   esta carretera, por ser  importante para el sostenimiento del turismo, es  José Peña, quien dice que  no hay un día en que no se atasque un vehículo dentro del río y  hay  que ir en ayuda de sus ocupantes.

“Como esta es una vía fácil para  llegar a la Isabela, no te imaginas las personas que se quedan en el río en  los carros. Nosotros hemos ido en  ayuda (de ellas) muchas veces”, comenta.

Para el joven  Luis Matos,  el puente que  permanece inmóvil hace más de 18 años es una de las obras más importantes para el pueblo poder desarrollarse.

“La Isabela  debería ser la ciudad más linda del país, no en  belleza con grandes estructuras, no, aquí la naturaleza  hace su trabajo; lo que queremos es una carretera digna, con  la construcción  de  un puente bueno, que las autoridades no se roben el dinero, que  hagan  una obra  que perdure, porque si tú te fijas, aquí han venido (autoridades) en dos ocasiones,  hacen  el puente y, al poco tiempo, se derrumba”, testimonia  José.

Referencia
El poblado de La Isabela vieja es más visitado por la carretera de Puerto Plata,  entrando por Imbert,  llegando a Luperón y luego  a la Isabela. Los moradores aseguran que los turistas y la mayoría de los excursionistas también llegan  por esta  vía, por seguridad, aunque el trayecto es más largo.

Desde la entrada hasta la punta del parque histórico hay que recorrer un trecho largo de carretera  muy deteriorada, si se entra por Guayacanes.

“Es que  los dominicanos de toda esta área  prefieren  venir por aquí, porque es mucho más cómodo y menos peligroso. Aquí lo más difícil es pasar el  río, y eso es lo que se debe arreglar”.

Zoom

BENEFICIARIOS
Aparte de los turistas, con  la construcción de esta carretera  y del puente se beneficiarían  las  familias de las comunidades de La Iamdra, Punta Rusia, La Isabela Vieja, Los Ríos, Castillo y La Ensenada, entre otros puntos de gran interés turístico.

Historia
En 1493 Cristóbal Colón erigió la primera colonia europea  del Nuevo Mundo. Se construyó como base de la cual se establecería la presencia y dominio de los españoles en las Indias, y fue el hogar americano de Colón.

Denuncia
A una sola voz, cientos de ciudadanos se opusieron  a la construcción de una cementera que sería instalada  próximamente. 

“Nosotros esperamos el desarrollo del turismo, eso es lo que podemos dar y por lo tanto  nos oponemos a una construcción  de una cementera”, advierten.

“No dejaremos que  dañen  nuestro ambiente, eso es muy contaminante para nuestros niños. Nos opondremos tajantemente a esa construcción, aunque tengamos que luchar hombro con  hombro,  aunque para ello tengamos que  hacer movilizaciones y huelgas”, afirmó Richard Fernández. Daniel Paulino, el secretario general de  la línea de taxis turísticos que hay en la comunidad, descendiente del General  Gregorio Luperón,  sostuvo que lo que La Isabela necesita es que sea vista como una ciudad turística, no en estado de abandono, como por años ha sido vista.

“Aceptamos cualquier otra     industria que  nos prestigie como pueblo, pero una cementera no, nosotros de lo que sufrimos es de abandono y no podemos dejar que  dañen  nuestra naturaleza”, dijo Miguel Cruz, secundado por Rosa María Cueto, quien asegura que  ya que  hay varios extranjeros que  están construyendo residencias aquí . “Es justo que   arreglen las carreteras, además de que Luperón  nunca ha querido que  aquí se progrese, ellos quieren todo para ellos”, adujo.