La magia de los tejidos en la decoración del hogar

http://hoy.com.do/image/article/137/460x390/0/A98C2460-4247-426B-A38C-EDF2D51B42F4.jpeg

LILY LUCIANO
l.luciano@hotmail.com
Una casa está llena de detalles que la hacen única. Cada rincón, cada mueble, cada estancia refleja la personalidad de quien la habita. Son muchos los aspectos que se deben  considerar antes de adquirir la textura, el color y el estilo de la tela para decorar y tapizar cada mobiliario del hogar.

Popularmente, es muy conocido el dicho de que dice: “hasta que una casa no tiene cortinas, no está completa”. Y es que los tejidos son el traje de etiqueta de cualquier hogar.

 El abanico de textiles al que actualmente podemos tener acceso en las tiendas de decoración es de una variedad casi innumerable. 

Los tejidos. El desconocimiento de la composición y de las características de los tejidos suele traer de cabeza a un novato en decoración. Determinadas fibras pueden resultar a primera vista perfectas para la confección de unas cortinas o para el tapizado de un sofá. Sin embargo, son numerosos los casos en los que la elección no ha sido adecuada y se han utilizado telas para menesteres para los que no fueron pensadas.

En primer lugar, hay que diferenciar correctamente el uso de cada tejido. Por un lado, existen telas específicas para la creación de cojines y cortinas. Estos elementos decorativos son en particular  lienzo que visten  nuestra casa y, por norma general, suelen pesar poco para un manejo más cómodo.

Las cortinas deben ser  realizadas en telas de probada resistencia pero, al mismo tiempo, de tacto fino. De deben  caracterizar por tener una caída más ligera y liviana, dibujando ondas y aportando un aire vaporoso.

Los visillos son cortinas a base de tejidos transparentes ideal para que la luz pueda traspasar la ventana. Los tejidos opacos  obligan a correr las cortinas para poder llenar de luz natural las estancias, mientras que los materiales livianos dejan pasar los rayos del sol y, además, preservan nuestra intimidad. Dos de los tejidos estrella para esta función son el hilo y el lino.

Las cortinas de temporada. Las nuevas tendencias en el mundo de los textiles para ventanas apuestan por la sencillez y la funcionalidad. En los colores, predominan los tonos naturales: tierra, ocres, marrones, crudos y blancos. Eso sí, en ambientes muy modernos y juveniles se utilizan mucho los colores fuertes y vivos.

Para la tapicería.  Con los tejidos de las tapicerías lo que se pretende es vestir de resistencia los elementos que van a ser tapizados.

Butacas, sofás, sillas, sillones, almohadas  o cojines estarán continuamente sometidos al paso de diferentes personas mientras que las cortinas sólo son removidas un par de veces al día; por eso tenemos que elegir telas gruesas, con un color  sólido, resistentes al roce,  y por supuesto  lavables.

Los colores de las telas.  En está primavera  son favorables los colores que den la sensación de luminosidad. Es por ello que los visillos suelen acercarse a los amarillos tenues o al beige, pero también podemos optar por azules, verdes, rosa, fucsia y verde limón.

 Estos colores son parte de la nueva colección de la tienda de tejidos  para la decoración “Telas de Francia”, ubicada en el segundo nivel de Plaza Haché.

LAS CLAVES

  Tapicería primavera-verano

1.  Estos días

      Para estos meses se impone la  sensación de ligereza. Para lograr ambientes frescos, resulta fundamental variar la paleta cromática de los elementos textiles.

2. Telas frescas

  Es el momento para introducir telas más finas con tonos más claros o con motivos florales. Sustituir cortinas gruesas por modelos  de los que se recogen de abajo hacia arriba en tonalidades claras y cubrir el sofá  con fundas alegres.