La nieve deja a miles varados en Estambul y Atenas

La nieve deja a miles varados en Estambul y Atenas

La nieve deja a miles varados en Estambul y Atenas

ESTAMBUL. Los equipos de rescate en Estambul y Atenas se esforzaban el martes para despejar las carreteras que quedaron paralizadas tras el paso de un frente frío que arrojó nevadas en gran parte de Turquía y Grecia, y dejó a innumerables personas y autos varados durante la noche con temperaturas bajo cero.

Las autopistas y carreteras de Estambul y sus alrededores quedaron paralizadas el lunes tras la tormenta que golpeó la ciudad de 16 millones de habitantes, que está a caballo entre Europa y Asia. En algunas zonas se acumularon más de 80 centímetros (31 pulgadas) de nieve.

Lee más: Tormenta de nieve en el este de EEUU deja cerca de 200,000 hogares sin luz

Los conductores varados o bien pasaron la noche en sus coches, o los dejaron atrás y regresaron a casa caminando o en los atestados metros y transportes públicos.

Los rescatistas trabajaron durante la noche para limpiar las carreteras y autopistas, pero los vehículos abandonados obstaculizaron su labor.

El gobernador de Estambul, Ali Yerlikaya, pidió a los conductores que regresen a sus autos para moverlos.

También leer: Nieve y posible “ciclón bomba” se espera para NY y otros estados

En Atenas, los operarios trabajaban para liberar a los alrededor de 200 o 300 conductores que seguían atrapados en una importante autopista que cruza la capital, Atenas, y la conecta con el aeropuerto de la ciudad.

Detalles

Igual que en Estambul, algunos conductores dejaron sus autos y volvieron caminando a sus casas. Otros entraron a una estación de tren cercana saltando las barreras de la carretera para llegar al andén tras pasar la noche dentro de los coches. Aunque el servicio de trenes estaba suspendido, un convoy fue hasta allí para recoger a quienes consiguieron llegar.

El ejército se movilizó durante la noche para entregar comida y agua a los atrapados y para ayudar a liberar al mayor número de gente posible.

El Centro de Coordinación de Desastres de Estambul, o AKOM, explicó que un sistema de bajas presiones islandés estaba detrás del frente frío y las precipitaciones que afectan a la mayor parte del país.

El ministro turco del Interior, Suleyman Soylu, dijo que las nevadas en Estambul y en los alrededores continuarán hasta el jueves, y pidió a la población que no utilice el coche salvo que sea necesario.

Muchos de los vehículos atrapados en la nieve no tenían neumáticos apropiados, señaló.

Más

Las autoridades suspendieron los vuelos en el principal aeropuerto de Estambul donde el peso de la nieve derribó el tejado de un almacén de mercancías el lunes por seguridad.

Pero Adil Karaismailoglu, el ministro de Transportes, dijo que pronto se reanudarán los vuelos de forma limitada. El segundo aeropuerto de la ciudad, Sabiha Gokcen, operaba con servicios limitados.

“No se mueve nada. Los quitanieves no pueden llegar siquiera a donde estamos”, dijo por teléfono a The Associated Press Ahmet Odabasi, de 40 años y una de las miles de personas que pasó la noche varado en una autopista al oeste de Estambul.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas