La sensibilidad pictórica
de Ariane  Béteille

http://hoy.com.do/image/article/417/460x390/0/565A0F69-64F3-4920-AD26-275EA242548D.jpeg

La Galería de la Alianza Francesa, en el Centro de los Héroes, tiene una programación continua en artes visuales, cuya calidad está en aumento con la originalidad de una ausencia total de exclusividad estilística. Las exposiciones alternan las propuestas individuales y colectivas de artistas de diferentes nacionalidades, y reflejan así una índole de institución cultural abierta donde sólo cuentan la dedicación y la sinceridad.  Actualmente, la pintora Ariane Béteille expone por primera vez en Santo Domingo. Sabíamos que,  esposa de un alto funcionario de la Embajada de Francia, ella se interesaba  mucho por el arte, pintaba y dibujaba, pero esta muestra  revela talento y nivel profesional, buscando menos una definición exclusiva que una visión amplia, real e imaginaria.

Encontramos en sus obras una factura dinámica, una sensación de movimiento,  una animación plural, donde la pintura se hace a la vez estructurada y orgánica, discreta y efusiva,  sobre todo en sus versiones de la naturaleza. El paisaje dominicano, hoy incluso, siempre se presta para estilos neo-impresionistas, fauvistas y expresionistas, que transmiten sensaciones y exuberancia. Ariane Béteille se suscribe a esos lineamientos que, en sus cuadros, alían oficio, tradición y una modernidad sin estridencias.

En su interpretación del trópico, la irradiación no deslumbra, sino que hace resaltar una riqueza cromática, un canto a la luminosidad, con gamas de verdes, de azules, de bermellón, con la vitalidad de tonos mediatizados y oscuros también. Marinas y áreas boscosas se convierten en ensayos emotivos: combinaciones cromáticas y líneas impulsivas, acentos y manchas controladas toman su distancia con la realidad, la reinventan, pero la “comunican” intensamente, por suelta y gestual que sea la pincelada. En una de las mejores obras, aparece una nota humorística con un pie insólitamente atrevido… que se yergue desde el agua movediza.

Coexisten con las atmósferas paisajísticas de día y de sol, ambientes de interiores y de bares, donde el negro cobra vitalidad,  diseña ritmo y movimiento, dialoga con el blanco o se ilumina del manchón de una bufanda roja.

Zoom

Hábil dibujante

Con dominio de formas

 La artista Ariane Béteille da la impresión de jugar con formas, contornos y líneas… casi se oye el tintineo de las copas.

En cuanto a los autorretratos, que se integran al ambiente, están pintados introspectivamente, con sobriedad y -diríamos- poca indulgencia estética, por cierto una característica del autorretrato en general.

Ariane Béteille es una hábil dibujante, y sus “croquis” a lápiz, en blanco y negro, montados en composiciones, demuestran un dominio de la forma y el trazo, especialmente en los que captan los perros y sus actitudes.

 Es interesante ver bocetos e impronta del dibujo puro con desenfado en el tratamiento, sobre todo cuando se contempla por primera vez la obra de un artista. En síntesis, la exposición de Ariane Béteille es seria y agradable.