Lamentable precedente judicial

Lamentable precedente judicial

Luis Scheker Ortiz

De desventurada y complaciente puede calificarse la sentencia dictada por las noveles juecesmagistradas GisselleMéndez, Tania Yunes y Jissel Naranjo del Tribunal Colegiado de Primera Instancia del Distrito Nacional, apoderado del caso Odebrecht, que sienta un mal precedente al condenarasolo dosimplicados y poner en libertad a otros cuatro que conlleva un sentimiento de frustración la mayoría del pueblo dominicano identificado con la política reiterada del Lic. Luis Abinader Corona, Presidente de la Republica de no permitir y dejar sin sanción a todo aquel que cometa actos de corrupción “caiga quien caiga”, siendo su primeramedida la atinada designación de laDra. Miriam German Brito, Procuradora General de la Republica y la Dra. Milagros Ortiz Bosch, Directora deÉtica Gubernamental y sus respectivos equipos de trabajo.

El caso Odebrecht, llevó a la justicia a 13 funcionarios públicos y empresarios sometidos por soborno de 92 millones de dólares, habiéndose conociéndose desde 5 años atrás, siendo Procurador General de la Republica Jean Alan Rodriguez, implicado en ese lodazal,con órdenessuperiores de no hacer nada, que no fuera encubrir a autores y sobornados; siendo este ahora investigado, inculpado, detenido y preso en La Victoria tras la “Operación Medusa”igual que otros tantos acometidos por la llamada “OperaciónLimpieza” : “Pulpo”, “Coral”, “Falco”,promovidas con el apoyo del PresidenteAbinader,la Procuraduría General de la Republica y el Ministerio Publico, encabezado por el Dr. Wilson Camacho y la Licda. Yeny Berenice, Asistente dela Procuraduría General,realizandoinvestigaciones, allanamientos y búsqueda de documentos probatorios, corriendo alto riesgo para limpiar al país de toda esa podredumbre.

Las condenaciones impuestas a solo dos implicados, Angel Rondón, agente de Odebrecht, que finalmente confesó que había repartido 92 millones de dólares entre funcionarios del gobierno, senadores y diputados de partidos políticos y empresarios comprometidos todos con actos de corrupción y lavado de activos, condenado a 8 años de prisión y el Ing. Victor Diaz Rúa, a 5 añosEx Ministro de Obras Públicas, quien manejara e invirtiera sumas escandalosas en contrataciones, incautándole bienes mala habidos.

No es como se dice y publica en la prensa que da por finalizado el “Caso Odebrecht. Al conocer la sentencia, el titular de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (PEPCA) Dr. Wilson Camacho,declaró al siguiente díaque el Ministerio Público, en ejercicio de sus funciones, apelará la sentencia que condena a dos imputados y descarga a cuatrootros del caso ODEBRECHT. Como dice el merengue: “Esto se hincha. Esto no se queda así”. Latapa al pomola puso el genial comentario del señor Angel Rondón: “Única vez que ha habido sobornos, sin sobornados.”

Más leídas