Las frases de Girón Jiménez que dejaron boquiabierto a varios en audiencia caso Coral

Las frases de Girón Jiménez que dejaron boquiabierto a varios en audiencia caso Coral

El imputado Raúl Alejandro Girón Jiménez desmontó la teoría de la defensa de los demás encartados en el caso Coral con sus revelaciones en la audiencia.

Declarándose culpable de los delitos que el Ministerio Público le imputa (asociación de malhechores, lavado de activos, coalición de funcionarios, prevaricación, falsificación de documentos, enriquecimiento ilícito), Girón Jiménez quien se desempeñaba como programador de nóminas en el Cuerpo de Seguridad Presidencial (CUSEP) y encargado de tecnología del Cuerpo Especializado de Seguridad Turística (CESTUR), simultáneamente, reveló como se desarrollo el supuesto entramado que desfalcó al Estado dominicano. Estas fueron sus declaraciones más contundentes:

  • «No tengo cómo esconderla (la verdad). Con el temor de Dios que tengo, no me voy a parar aquí con una Biblia».
  • «De todo lo que le estoy hablando, el Ministerio Público tiene la prueba».

Girón Jiménez aseguró que conservó en su celular todas las órdenes del coronel Rafael Núñez de Aza, las cuales entregó al órgano persecutor, pese que el oficial le pidió que borrara los mensajes de What’s App.

  • «Cada vez que llevaba un señor director el señor Núñez de Aza lo espera con unos milloncitos», dijo para indicar que el esquema de corrupción continúa pese a los cambios de dirección ya que personas claves como él y Núñez de Aza «no se mueven», se mantienen en sus cargos para convencer a los nuevos titulares para que participen en el entramado.
  • «Que esté aquí hoy no quiere decir que esta red de corrupción haya acabado».

Girón era asistente personal de Núñez de Aza, según su relato, hay otras personas tanto en Cusep como en Cestur, que se mantienen realizando funciones similares a las de él.

  • Afirmó que Núñez de Aza «vino a venderle al tribunal que era un empresario magnánimo».

Girón reveló que la construcción de la casa de Núñez de Aza no se debió a su trabajo como empresario, sino a las nóminas de Politur (Cestur).

  • El coronel Núñez de Aza le instruyó, alegadamente, que buscara a una persona «Ericson Brea Rosario» para la distracción de fondos. El delator aseguró en el podium que los fondos públicos se sustraía de la siguiente manera: «Se empezó a cancelar al personal y no se reponía. El dinero que sobraba se le depositaba a Ericson Brens Rosario».

«Cambiaron de estrategia de buscar a más personas, se recolectan más personas, muchachos que uno le planteaban iban a cobrar una parte del dinero».

La venta de especialismos

Raúl Alejandro Girón Jiménez afirmó que Rafael Núñez de Aza instauró la venta de especialismos en Politur.

«Venden especialismos a los policías. Idean si usted quería un especialismo de 50 mil pesos, usted pagaba tres meses por adelantado».

«Ponga 100 gente a 150 mil pesos cada uno y ahora le va a cuadrar el dinero al Ministerio Público». «Esta es una trama que usted no se imagina», expresó al indicar que todos los integrantes del entramado eran de clase media baja y lograron aumentar su patrimonio a través del esquema de corrupción.

Patrimonio de Núñez de Aza

Negó que Rafael Núñez de Aza fuera un exitoso empresario antes de entrar a las filas de la institución del orden, como asentó el abogado Félix Portes.

«Dígale a cualquiera empresario de éxito que se enganche al Cestur. Qué persona va a dejar sus negocios a parte para ser policía por un sueldito», cuestionó. «Hizo su caso de los cuartazos que se recogían en Politur», enfatizó.

La audiencia de conocimiento de medida de coerción se reanuda este viernes a las 2:00 de la tarde.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas