Las nubes marrones son peligrosas para el ambiente

PEKÍN. EFE. Las Nubes Atmosféricas Marrones (ABC, siglas en inglés), un fenómeno formado por diversas partículas tóxicas creadas por el hombre, abarca desde Pekín hasta la península Arábiga, con un efecto acelerador del cambio climático, según un informe de la ONU. El estudio, elaborado por el Programa de Medio Ambiente de las Naciones Unidas y que se dio a conocer ayer en Pekín, concluye que estas formaciones, algunas de ellas con más de 3 kilómetros de espesor, tendrán un impacto directo sobre el medio ambiente, la agricultura y la salud de los habitantes del planeta.

Pekín es una de las principales ciudades asiáticas afectadas por las ABC, compuestas de hollín y otras partículas tóxicas, junto con Bangkok, Dacca (Bangladesh), Karachi (Pakistán), Calcuta, Bombay, Nueva Delhi, Seúl, Shanghai, Shenzhen y Teherán, debido a sus altos índices de contaminación.

A causa de estas nubes marrones, estas ciudades están perdiendo entre un 10 y un 25 por ciento de luz solar desde la década de 1950, hasta la fecha según el informe.