Lavadores auto Parque del Este condenan abuso en desalojo

“Car wash” o lavaderos de carros improvisados, organizados por los mismos jóvenes del sector que ante el desempleo. En foto, Yanauri Gómez. Hoy/ Aracelis Mena. 21/03/2019
“Car wash” o lavaderos de carros improvisados, organizados por los mismos jóvenes del sector que ante el desempleo. En foto, Yanauri Gómez. Hoy/ Aracelis Mena. 21/03/2019

Lavadores de autos informales del entorno del Parque del Este condenaron ayer la forma como agentes de la Policía Nacional acudieron a la zona y sin previo aviso desmantelaron y se llevaron sus equipos, comprados con mucho sacrificio.
Acusaron al alcalde de Santo Domingo Este (SDE), Alfredo Martínez, y a la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (CAASD) de la acción que afecta a más de cien lavadores, quienes encuentran en ese oficio la única salida para ganarse el sustento de sus familias.
Yanauri Gómez, presidente del Bloque de Juntas de Vecinos de los sectores aledaños al Parque del Este y del Comité Dominicano de los Derechos Humanos, deplora que antes de la acción, las autoridades no avisaran de la medida.
Aclara que están de acuerdo que fruto de la sequía hay que economizar agua, pero que el líquido que utilizan quienes lavan vehículos en la zona lo compran a camiones cisternas que se abastecen de los depósitos de la CAASD.
El dirigente comunitario expresa que los jóvenes se dedican a lavar autos porque no hay fuentes de empleos, ni quieren seguir en la calle en otras actividades.
“Es lamentable que desde el Ayuntamiento de Santo Domingo Este se actúe de esa manera, sin conversar con los afectados y llegar algún acuerdo, sin tomar en cuenta el sacrificio que hicieron para comprar aspiradoras, máquinas, tinacos, agua y otros materiales”, sostuvo Gómez. Informó que la forma agresiva como llegaron los agentes generó una reacción violenta de algunos lavadores al ver destruido su medio de sustentación y de sus familia.
Lamentó que los agentes respondieran disparando con armas largas a los trabajadores, como si se estuviera en una guerra.
Consideró que en vez de atacar a los lavadores las autoridades debieron acudir primero ante quienes suplen el agua, que la toman desde los depósitos de la CAASD, detrás del hospital Darío Contreras.
El activista de los derechos humanos definió como brutal la acción policial, y lamentó que en vez de utilizar otros métodos para disuadir, como los gases lacrimógenos, optó por las balas.
Expuso que el alcalde Alfredo Martínez conoce de los jóvenes que se dedican a lavar autos, ya que acudió a ellos cuando aspiraba llegar a la Alcaldía.
Alejandro Montás, director de la CAASD, advirtió que quienes utilizan el agua de manera irresponsable, como los lavadores de carros, informales y formales, serán perseguidos por las autoridades.
Para eso, dijo, requirirían el acompañamiento del Ministerio Público, de la Policía Nacional y el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales.