Levantan campamento para
construir presa en Sur

http://hoy.com.do/image/article/135/460x390/0/C293A29A-4A42-45E3-9A88-9D2C7D4BE055.jpeg

La constructora Andrade-Gutiérrez comenzó a levantar el campamento desde donde operará para  constuir  la presa Monte Grande, en la provincia Azua.

Ejecutivos de la empresa se reunieron con el director del Instituto de Recursos Hidráulicos (Indrhi), el ingeniero Héctor Rodríguez Pimentel, quien aprovechó la actividad para  entregar un cheque al señor Juan Antonio Méndez Encarnación,   por la compra de los  terrenos donde la compañía levanta  el campamento.

En esa reunión estuvieron también  los ingenieros Marco Tulio Pinto y Roberto Guimaráes Porto, de la Constructora Andrade-Gutiérrez, y Víctor Tavárez.

La presa de Monte Grande almacenará  250 millones de  metros cúbicos de agua; incorporará 700 mil tareas a la producción  y generará  12 mil 500 nuevos empleos permanentes en la zona bajo riego, según el proyecto, dijo  Rodríguez Pimentel.

El funcionario reconoció que la construcción de la presa Monte Grande constituye un gran aporte  para los habitantes de la región suroeste.

En su opinión, esa presa será la obra más importante en la historia de la región sur, porque garantizará el suministro de agua potable mediante la conducción por gravedad, desde la presa hasta laplanta de tratamiento para el acueducto regional Barahona,  evitando el bombeo y ahorrando más de 755 millones, equivalentes a unos 22 millones 652 mil  660 mil dólares en el año por  costo de  energía.

Dijo  que la altura de la presa permite el suministro de agua por gravedad a todas las comunidades ubicadas en la zona de impacto de la presa, las cuales podrán servirse de una captación del río Yaque del Sur, en las inmediaciones del dique de Santana, lo que permitirá sustituir el sistema de bombeo para suplir agua al acueducto del Suroeste, con grandes ahorros de energía y garantizando el suministro para el consumo humano.

La construcción de esapresa,   controlará  las inundaciones que se producen  cada año con la llegada de los fenómenos naturales, protegiendo la vida de más de 60 mil personas residentes en Jaquimeyes, Tamayo, Vicente Noble, Uvillas, Canoa, Peñón, Bombita, Fundación y Pescadería.