Leyes especiales limitan capacidad económica PE

http://hoy.com.do/image/article/283/460x390/0/6A34A1B3-5656-4A3B-9C36-F615E6DE10AC.jpeg

POR GERMAN MARTE  `
El Presupuesto de Ingresos y Ley de Gastos Públicos reflejará la limitación que tiene el Poder Ejecutivo para desarrollar planes de lucha contra la pobreza, afirmó ayer el vicepresidente Rafael Alburquerque. Indicó que hay leyes especiales de focalización que “amarran” las manos del poder Ejecutivo.

“Al poder Ejecutivo le queda muy poco margen, muy poco horizonte”, dijo Alburquerque, quien además es coordinador del Gabinete Social de la Presidencia.

El 40% de los ingresos del Estado estarán destinados al pago de la deuda externa, mientras que el 10% irá, por ley, a los ayuntamientos, el 4% al Congreso Nacional, el 3% al poder Judicial, el 0.55%  a la Cámara de Cuentas, el 2% al Consejo Nacional para la Niñez, explicó el vicepresidente Alburquerque.

“De manera que al poder Ejecutivo le queda muy poco margen para manejar”, expresó Alburquerque luego de participar en el Debate sobre la Transparencia del Programa de Lucha Contra la Pobreza que organizó la Fundación Institucionalidad y Justicia (FINJUS) como parte de la Mesa Redonda Sobre Transparencia y Gobernabilidad.

No obstante, destacó el vicepresidente, el gobierno peledeísta hace esfuerzos por enfrentar la pobreza.

Dijo que hay leyes que establecen autonomía absoluta del Congreso Nacional y el poder Judicial y estos fijan los sueldos de sus respectivos empleados, “pero el Congreso también pretende fijar los sueldos de los empleados del poder Ejecutivo”.

Parece, dijo, que el poder Ejecutivo no es independiente, sino un poder subordinado al Congreso “que se abroga el derecho de considerase el primer poder del Estado”.

Precisó que esto es así, pero en los regímenes parlamentarios, no así en los gobiernos presidencialistas como el que hay en el país.

En la mesa redonda, el vicepresidente Alburquerque aseveró que el programa “Comer es Primero” es apenas un componente de la política social del gobierno para enfrentar la pobreza.

El gobierno tiene interés en que este programa sea sostenible en el tiempo, expresó el vicepresidente y que existe el interés de que el Gabinete Social se mantenga, empero, advirtió que no hay política social sin sustento económico.

Afirmó que uno de los mecanismos más eficaces para lograr la transparencia en la administración pública es la licitación pública. Y sostuvo que para garantizar este objetivo se trabaja en coordinación con la sociedad civil y ya se ha hecho un censo para que la ayuda llegue a quienes tiene que llegar, sin distinción de banderías políticas.

Indicó que además el gobierno ha dado continuidad a otros programas como la tarjeta de asistencia escolar a las madres solteras, el desayuno escolar, programas de salud y otros.

Alburquerque explicó que corresponde a los beneficiarios del programa “Comer es Primero” integrarse a los trabajos comunitarios, garantizar que sus hijos asistan a las escuelas, vacunarlos, velar porque tengan buen rendimiento escolar y participar en la sociedad de padres y amigos de la escuela.

Añadió que se coordinará con la secretaría de Trabajo para tratar de que los beneficiarios del programa se preparen y se inserten al mercado de trabajo.

Asimismo, señaló que el gobierno buscará la colaboración de la sociedad civil en el desarrollo del programa, para que puedan hacer sugerencias a través del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil.

De su lado, el economista Isidoro Santana consideró que la mayoría de los programas de lucha contra la pobreza deberían ser focalizados, pero que para lograr la transparencia en la aplicación de estos planes debe eliminarse la discrecionalidad del funcionario público en la asignación de las ayudas pues en caso contrario se presta a la corrupción y a la politiquería.