Lluvias serán más significativas; nueve provincias siguen alerta

28_03_2019 HOY_JUEVES_280319_ El País12 B

La Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) informó ayer, que según los pronósticos, gran parte del territorio recibirá precipitaciones significativas hasta el fin de semana, pero que esto no será suficiente para mitigar la sequía que afecta al país.
Wagner Rivera, predictor, dijo que las lluvias hoy serán más intensas y frecuentes, producto de una vaguada que incide y que será más fuerte este día.
Indicó que vendrá acompañada de tormentas eléctricas y ráfagas de viento, en especial hacia zonas del noroeste, noreste, nordeste, la cordillera Central, sureste y puntos de la frontera.
Para mañana, habrá nublados ocasionales con aguaceros moderados a fuertes, tronadas y ráfagas de viento, concentradas hacia el noroeste, norte, suroeste, y la cordillera Central.
A pesar de este patrón atmosférico, ligado a los pasados tres días de lluvias acaecidas en el país, Rivera aseguró que esto no suple el déficit que se ha tenido desde agosto de 2018.
Continuar racionalización del agua. “La población debe mantenerse racionalizando el agua, aún tengamos estas lluvias; Que sea utilizada para lo indispensable; no la malgasten, a pesar de que esté lloviendo”, recomendó el destacado pronosticador, quien también es encargado de la sección de alerta de tsunami de la Oficina Nacional de Meteorología (Oonamet).
Agregó que el país está en un proceso de transición de lo que es la temporada frontal a la convectiva, en la cual predominan condiciones de más lluvias, lo que ayudará a que la sequía que predomina aminore su efecto, para que la población pueda refrescarse.
Las temperaturas estarán entre 16 a 22° Celsius la mímina y de 26 a 32° Celsius la máxima.
Provincias en alerta. El Centro de Operaciones de Emergencia (COE) matiene la alerta verde para nueve provincias, Puerto Plata, María Trinidad Sánchez, Santiago, Sánchez Ramírez, La Vega, Monseñor Nouel, Hermanas Mirabal, Duarte y Espaillat.
Para esas demarcaciones, Onamet emitió el martes y continúa un alerta por posibles desbordamientos de ríos, arroyos y cañadas e inundaciones urbanas.
Dentro de los daños causados por las lluvias están la caída de tres postes del tendido eléctrico, uno encima de una vivienda y dos en la calle, lo que sembró el terror entre los moradores del sector Los Eucaliptos, en Los Alcarrizos.
En ese mismo municipio, otros efectos de los aguaceros repentinos de la madrugada del martes fueron la destrucción de una casa, a la que una pared le cayó encima en el barrio El Chaván, en la que dormía una familia de cuatro miembros, dos adultos y dos niños, que no sufrieron daños físicos pero que perdieron su morada.
Además, la anegación de 40, en el sector Leonel Fernández, con daños de enseres. El pánico visitó a los habitantes que despertaron de madrugada.